Aberrante: una maestra y la directora de un jardín de infantes de Moreno fueron detenidas por organizar juegos sexuales

Una maestra y la directora del jardín Patito Feo del barrio Santa Paula de la localidad de Trujui, en Moreno, fueron detenidas en las últimas horas, acusadas de haber cometido el delito de “corrupción de menores agravada por ser cometida contra menores de 13 años y por ser persona encargada de la educación y guarda”.

 

Las denuncias fueron siete, y se radicaron en junio de este año en la UFI N° 3 de Moreno, cuando los niños empezaron a contarle a sus padres lo que pasaba dentro del establecimiento. Al inicio de la investigación, los chicos fueron entrevistados por una psicóloga, quien confirmó que los menores no fabulaban, sino que lamentablemente decían la verdad.

A raíz de la investigación que se llevó a cabo durante casi cuatro meses, el viernes pasado la Policía Bonaerense detuvo a una maestra del jardín y a la directora de la institución, quienes además son madre e hija, acusadas ambas de haber cometido juegos sexuales con los alumnos.

 

Las sospechosas son Ester Acosta de 55 años y Rocío Pérez Acosta, de 31 años, y según el relato de las víctimas, no los sometieron a abusos sexuales, aunque sí los obligaban a realizar actividades que alteraron notablemente su maduración sexual, por lo que fueron imputadas por “corrupción de menores agravada por ser cometida contra menores de 13 años y por ser personas encargadas de su educación”.

 

Los denunciantes son niños de entres 3 y 5 años, y según contaron en sus declaraciones, la maestra les gritaba en el oído y les decía que los iba a dejar sordos, mientras que en otras ocasiones les pedía que hicieran pis sobre un compañero o que le tocaran sus partes íntimas.

La situación se hizo pública cuando una madre notó que su niño tenía actitudes extrañas para su edad, y al consultarlo con otras mamás, se dio cuenta que no era la única que había percibido estos cambios en los chicos. De este modo, de a poco los menores comenzaron a hablar, hasta que siete familias radicaron la denuncia, entre ellas la de un chico de 8 años, ex alumno del jardín, que sufrió también de estas aberraciones pero su madre no lo había asociado con un posible abuso.

 

Debido al avance de la causa, este viernes la directora de la institución y una maestra fueron detenidas, aunque el lunes se negaron a declarar.

“Nosotras le tuvimos que poner una perimetral del hijo de la directora porque venía a amenazar a los padres al jardín y también pasa por la puerta del jardín al que ahora van los nenes”, indicó una de las madre, quien además agregó que ahora los chicos se encuentran con tratamiento psicológico.

 

Fuente: BigBangNews