AUDIO | Aseguran que la indumentaria ya cuesta el doble que el año pasado

Audio: Magalí Pinaroli, propietaria del local de ropa Santa Filomena

El ítem Prendas de Vestir y Calzado fue, dentro de la canasta que utiliza el INDEC para medir la inflación, fue el rubro que más aumentó en abril. Registró una suba del 9,9% en el cuarto mes del año y totaliza 73.4% en los últimos 12 meses.

Magalí Pinaroli, propietaria del local de ropa Santa Filomena de la ciudad de San Luis, ejemplificó que con los continuos incrementos, los precios “son el doble de lo que estaba el año pasado”.

La dueña del comercio céntrico ejemplificó que una remera en su tienda cuesta en promedio entre $2.500 a $3.200.

Pinaroli afirmó que “a principios de marzo y abril fue cuando el salto fue tan grande y la gente no se acostumbraba a que las cosas estaban tan caras y lo notamos un montón” en las ventas.

Y resaltó que los proveedores “nos aumentan cada 15 días del 5 o del 10%, a veces más, y hay ropa importada que siempre sube un poquito más”.

Ante ese panorama, contó que buscan diferentes estrategias para no bajar las ventas. “Tratamos de tener más o menos siempre los mismos precios, de no aumentarlos por más que a nosotros nos aumenten porque jugamos con el tema de la tarjeta que tienen entre 3 y 6 cuotas sin interés y si nos pagan en efectivo le hacemos un 10% de descuento”, dijo.

Y remarcó que “a nosotros nos sirve bajarle un poco al valor de la venta, pero venderlo porque no nos sirve tener un buzo clavado durante 3 meses porque cuando lo vendemos va al costo y ya se fue el invierno, entonces preferimos vender un poco más barato, siempre manteniendo la misma línea de calidad pero ir a lo seguro”.

Pinaroli también dijo que para lograr ventas “es estar haciendo publicidad con la computadora o el celular todo el tiempo”.

“Plata que ingresa es para pagar, ya hace muchos meses que no hay capacidad de ahorro”, sentenció angustiada.

“No nos sentimos acompañados, en pandemia no recibimos ningún tipo de ayuda y como pudimos pagamos todo en vez de acumular una deuda, incluso vendiendo nuestras cosas para hacerlo pero todos los rubros estamos golpeados y mientras no haya un plan económico esto viene cada vez peor”, concluyó.