AUDIO | Cómo afectan las redes sociales a la salud mental de jóvenes y adolescentes

Audio: Pedro Daverio, psicólogo

La excesiva utilización y atención a las redes sociales puede generar inconvenientes en la salud mental de jóvenes y adolescentes, analizó el psicólogo Pedro Daverio. “La tecnología no es ni buena ni mala, solo depende de cómo la usemos”, aclaró.

Uno de los problemas principales que los padres observan en sus hijos es la tensión que les genera conseguir “likes” y la angustia posterior si no obtienen los números que esperan.

Daverio, que trabaja en equipos de salud escolar y tiene una hija adolescente, resaltó que la búsqueda de los “me gusta” puede perseguir diferentes objetivos. Algunas plataformas como YouTube pagan entre 4 y 34 dólares a los usuarios que suben videos y consiguen más de mil likes. “Parece que en un primer momento tiene que ver con lo económico pero no es todo”, dijo el especialista.

El otro motivo por el que se persiguen los likes es para reforzar la autoestima, consideró Daverio. En este sentido, resaltó que esa evaluación entre “cuánto nos estimamos las personas, en equilibrio con lo que otros te reflejan de vos” cobra relevancia con los posteos en las redes sociales: “Son el caldo del cultivo de lo que los otros piensan de vos, pueden construir o destruir autoestima en un segundo”.

Daverio recordó que en una escuela en la que trabaja hubo un caso de una joven que había publicado una foto en Instagram y recibió muchos comentarios de parte de sus compañeros, pero al pedirles que leyeran esos comentarios “en vivo y en directo frente a la chica y se hagan cargo, ninguno pudo repetir frente a esa persona lo que había escrito”.

“La virtualidad genera esto, uno cree que es de fantasía que no va a generar ningún tipo de problemas, pero la virtualidad genera problemas reales que llevan a las personas a sentirse mal, a tomar decisiones a veces muy complicadas que atentan contra su propia vida, su propia salud mental; uno escribe en la virtualidad pero eso tiene una consecuencia real y los likes son eso”, detalló.

De todos modos, el profesional remarcó que no son solo los adolescentes los que buscan la aceptación en las redes sociales sino que los adultos también atraviesan ese proceso. Lo que sucede es que en los jóvenes las consecuencias pueden ser mas graves. “Muchas veces eso que uno muestra está montado y quizás los adultos de alguna forma la tengan clara con esto y digan voy a mostrar esto, pero esta no es mi vida, estoy mostrando una parte de mi vida”, pero en el caso de los adolescentes que están en un proceso de construir su identidad, las redes sociales “puede generar una confusión”.

Daverio señaló que más allá que a los adultos nos cueste entender el mundo de los chicos, los padres deberían tener “pleno conocimiento de lo que publican sus hijos y monitorear sus redes como también acompañarlos con una actitud crítica, invitarlos a reflexionar”.

“Los chicos desdibujan esta cuestión de privacidad y el internet no es privado, todo lo que yo publique es público”, indicó.

Y concluyó: “A veces es difícil para los chicos entender que la identidad o el propio crecimiento no puede depender de likes en las redes sociales porque pueden ser maravillosas y el consejo no es que no las usen, al contrario, somos una generación donde las redes sociales nos atraviesan y no podemos negarlas y son necesarias pero dependerá de cómo las usen”.