AUDIO| Coronavirus: el drama de tener un familiar internado y con oxígeno

Audio: Evelyn Zuazo, tiene a su mamá internada con Covid en el Hospital de San Luis

Las terapias intensivas de los hospitales de la provincia mantienen un promedio superior a los 70 pacientes internados con coronavirus desde hace varias semanas. Además, día a día crece el número de pacientes moderados. En algunos casos, los afectados logran una lenta recuperación; en otros, el desenlace es fatal. Y en todos, la angustia familiar crece al ritmo del paso de los días.

Evelyn Zuazo es hija de una mujer que está internada desde hace una semana en el Hospital San Luis. En estos días, el cuadro de la paciente – que está con un casco de oxígeno – se complicó, pero “la pelea día a día”, contó la joven.

La mujer internada tiene enfermedades de base como “sobre peso, tiroides, es hipertensa, así que está más complicada”, agregó Evelyn.

Los médicos que la atienden, le advirtieron a la familia que, además de su cuadro, se suma el problema de la tensión que vive el sistema de salud, ya en el límite de sus posibilidades. “Me dijeron que tengo que estar preparada para cualquier cosa y que no hay camas en terapia intensiva, o sea que es esto del casco y no hay otra opción”, lamentó la joven.

Narró también que su familiar “tiene días y días, es muy nerviosa, es grande y tiene etapas de rebeldía porque está en una situación de no poder hacer nada que a nadie le gustaría estar”.

Evelyn, que ya había contraído coronavirus meses antes, decidió internarse con su madre, se volvió a contagiar y está en sala común en el mismo Hospital. “La atención es excelente, los médicos, enfermeras, kinesiólogos nos visitan constantemente o si les pedís que vengan, están ahí y te atienden con una paciencia”, destacó.

Un hermano de la joven le habría transmitido el virus a su madre. “Se juntó con amigos un fin de y se contagió, pero no tuvo ningún cuidado y por él dieron positivo mi papá y mi mamá”, afirmó, y detalló que tanto ella como su hermano tuvieron síntomas leves que duraron pocos días pero su papá “está más tranqui, sólo con antibióticos, tuvo tos que lo llevó a estar un poco agitado, pero tiene 64 años y más vitalidad”.

Evelyn pidió cadenas de oración por su mamá: “Creemos en Dios que la va a sacar y todos los días realizan cadenas de oración sus compañeros de la Iglesia a la que asistimos”.

× Whatsapp