AUDIO | Ley de emergencia Covid: JxC rechaza “superpoderes” y suspensión de clases presenciales, pero evaluará restricciones

El Gobierno Nacional envió este lunes al Congreso la Ley de emergencia Covid, que establece “parámetros objetivos” para determinar qué lineamientos deben adoptar las jurisdicciones de acuerdo a su situación epidemiológica y define las facultades del Presidente y de los gobernadores a la hora de tomar decisiones respecto de la evolución de la pandemia.

En las zonas de “bajo riesgo” se aplicará el protocolo general de prevención, vinculado a respetar el uso del barbijo y el distanciamiento social. En lugares designados como “riesgo medio” aparecen otras restricciones como las reuniones sociales en casas particulares. En aquellos que estén en “alto riesgo”, se agrega por ley el cierre de salones de fiesta y de salones gastronómicos, prácticas recreativas en lugares cerrados, bingos, reuniones religiosas y restricciones adicionales de circulación. Asimismo, se plantea que pueden haber medidas adicionales dispuestas por los gobernadores. Por último, la “alarma epidemiológica” se encenderá cuando el sistema sanitario esté al límite de la saturación. En ese caso, el proyecto establece cierres de ferias y shoppings, circulación limitada a partir de las 20 y la suspensión de las clases presenciales.

El interbloque Juntos por el Cambio ya expresó su postura antes del debate, que se iniciará en el Senado: rechazará la delegación de facultades al Ejecutivo y la suspensión de las clases presenciales, pero está dispuesto a evaluar las restricciones de circulación y el límite a las reuniones sociales.

Audio: Alejandro Cacace, diputado nacional por San Luis (UCR)

Alejandro Cacace, diputado nacional por San Luis de la Unión Cívica Radical (UCR), afirmó que el Gobierno de Alberto Fernández decidió plantear el debate en el Congreso por “la disputa judicial que tuvo con la Ciudad de Buenos Aires, donde se le han cuestionado sus facultades”.

La contienda surgió a partir de la suspensión de las clases presenciales en la CABA, que pretendió su continuidad. “La Corte (Suprema de Justicia) dictó un fallo que dijo que el Gobierno Nacional había violado la autonomía de la CABA”, resumió el legislador puntano.

En este sentido, consideró que en el proyecto enviado este lunes “el Gobierno desoye el fallo que dice que el Poder de Policía es propio de los gobiernos locales, muy particularmente en materia educativa”. Y agregó: “Una de las disposiciones de este proyecto suspende las actividades presenciales en todo el país, cuando la Corte ha dicho que el Gobierno no puede hacerlo”.

Cacace advirtió que los gobiernos locales, de acuerdo a la Constitución, también deben plantear las restricciones en las Legislaturas provinciales. “Las restricciones deben ser hechas por Ley, exige la intervención de las legislaturas, no las pueden imponer los gobernadores por decreto”, señaló.

El expresidente de la UCR San Luis sostuvo que el bloque opositor a Fernández se mantendrá en la postura de rechazar la posibilidad que el Ejecutivo nacional ordene la suspensión de clases.

“También nos manifestamos en contra de las delegaciones de facultades, que esta ley en parte las contiene: hay una parte de delegación que dice que el Ejecutivo puede tomar las medidas que considere. Estamos absolutamente en contra de eso”, añadió.

Por otro lado, indicó que si habrá consenso con respecto de las medidas de precaución para evitar contagios, y que las restricciones pueden ser debatidas.

“La discusión fina va a ser sobre el tema de las restricciones de circulación y el derecho de reunión. La limitación de reuniones empieza por prohibir a más de 20 personas, baja a 10 en caso de los aglomerados de alto riesgo y a 0 en los aglomerados de más de 300 mil habitantes en situación de alarma”, describió.

“Lo que ha dicho la Corte es que para que una medida de estas pueda prosperar tiene que ser proporcionada, razonada y fundada en criterios científicos. Hay que tener la menor restricción posible”, sintetizó.

De todos modos, analizó que “si el sistema de salud está a punto de saturación, al punto de que la mortalidad se va a incrementar porque no tenemos como atender a la gente, se justifica un mayor grado de restricción de circulación y reunión”.

“Siempre hemos estado habilitados y dispuestos para discutir (las medidas necesarias para afrontar la pandemia)”, aseveró Cacace. “Es mejor si las debatimos entre todos y no le damos el poder a una sola persona. Lo que pasa es que en aras de la emergencia parece que cualquiera puede hacer lo que se le ocurre”, completó.

× ¿Te ayudamos?