Balde: causaron destrozos en la Comisaría e hirieron a tres policías al intentar llevarse una moto secuestrada

Integrantes de una familia domiciliada en el barrio Santa Ana de la localidad de Balde intentaron llevarse por la fuerza una moto secuestrada, lesionaron a tres policías, se apoderaron de un par de esposas y una linterna y rompieron los vidrios de dos ventanas de la Comisaría 48°.

El sábado por la tarde, personal de esa dependencia había secuestrado el rodado en la vía pública a dos hermanos de la familia: un hombre de 19 y una mujer de 25 años que circulaban sin la documentación personal, ni la de la moto. Además, iban sin casco, sin luces, ni espejos retrovisores.

Los ocupantes del vehículo insultaron y forcejearon con los uniformados en medio del procedimiento. El rodado igual fue incautado.

Minutos más tarde, los revoltosos se presentaron en la Comisaría junto a su madre, un tío, dos hermanas (una menor) y otros familiares, y trataron de llevarse la moto (ya secuestrada y a disposición del Juzgado). En el intento, hirieron a tres efectivos masculinos de guardia, a quienes las mujeres rasguñan en espalda y brazos, rompiendo además los vidrios de dos ventanas (una que da a la cocina y otra a una habitación) para luego todos huir en distintas direcciones.

Con la presencia de efectivos de Infantería y Caminera, como así de la Subcomisaría de San Gerónimo, se controló la situación, ya en horas de la noche.

Durante la mañana de este lunes, por orden del Juez Penal N°2, Ariel Parrillis, policías de la Subcomisaría 20° de San Gerónimo, de Balde y del COAR, realizaron un allanamiento en un domicilio de la calle Granaderos Puntanos s/n, donde reside un integrante de los revoltosos, y lograron recuperar un par de esposas y la linterna de uno de los efectivos policiales de guardia el sábado.

En el mismo allanamiento, los uniformados secuestraron una pistola calibre 22 con municiones, aves canoras y tramperos.