Brutal femicidio: quedó detenido por asesinar a su ex de dos disparos por la espalda en plena calle y a la luz del día

En la calle, a plena luz del día y en un pueblo de 2.000 habitantes. El femicida no tuvo el más mínimo reparo. Una mujer de 33 años fue asesinada por su ex pareja de dos balazos por la espalda en la localidad cordobesa de Caminiaga, del departamento Sobremonte.

Eran las 7 de este viernes cuando Graciela Del Valle Díaz se dirigía a trabajar en una casa de familia. En el pasaje Malvinas sin número recibió un disparo por la espalda de un revólver calibre 38. Cuando, desesperada, ingresaba a la casa de un vecino en búsqueda de refugio, recibió un segundo tiro, que le causó la muerte.

El atacante, según fuentes policiales citadas por LaVoz.com.ar, escapó. El presunto autor del crimen fue identificado por esos voceros como Leandro Fabián Vivas, de 36 años, ex pareja de Del Vallle Díaz y sobre quien pesaba una orden de restricción.

Por su parte, Fabiana Pochettino, a cargo de la Fiscalía de Deán Funes, manifestó: “Concurrimos al lugar del hecho con policía judicial y todos los equipos”.

“El hombre (por el femicida) se dio a la fuga luego del hecho, que sucedió en el interior del domicilio de un vecino. En horas del mediodía, ya casi siesta, el hombre se entregó tras un operativo de búsqueda por todo el monte”, detalló Pochettino.

La fiscal precisó que Vivas, quien realizaba tareas rurales, “negoció su entrega: pidió la presencia de ciertas personas y, con eso, luego depuso su actitud y se entregó”.

“También se secuestró el arma que utilizó. Estamos a la espera de la autopsia, tenemos que peritar el arma y realizar otras medidas probatorias”, finalizó.

En el operativo, además de la Fiscalía de Deán Funes, trabajaron personal de la departamental policial de Sobremonte y unidades especiales de la fuerza de seguridad provincial, pormenorizó el comisario mayor Rodolfo Mansilla.

Vivas quedó detenido e imputado por homicidio agravado por el vínculo y por mediar violencia de género.

¿Qué dijo la hermana de la víctima?

Mariela, hermana de la mujer asesinada, enfatizó: “Somos 2000 personas en el pueblo y todos sabían que ese tipo era cazador. Mi hermana dijo en la denuncia (por violencia de género) que él tenía varias armas y nadie hizo nada”.

Y, según ElDoce.tv, por último manifestó: “A veces uno piensa que porque es un pueblo se pueden retrasar las investigaciones y demás cosas, y después pasa esto”.

Fuente: Crónica