Camionero manejaba borracho, sopló la pipeta y rompió el alcoholímetro

Agentes de la Agencia Provincial de Seguridad Vial alertaron este lunes por la tarde que el conductor de un camión transitaba con más de 3 gramos de alcohol en sangre por las rutas santafesinas.

Los efectivos notaron una conducta irregular en el camionero y procedieron a detener su marcha para realizarle un test de alcoholemia.

El nivel de alcohol era tan elevado que superaba la medición del dispositivo, que indicaba en el visor con fechas hacia arriba que el hombre había tomado mucho más de lo que llegaba a medir el aparato.

En el caso de los choferes de camiones el permitido de alcohol es cero, por lo que desde la agencia señalaron que esta actitud representa un riesgo con consecuencias inimaginables que se podrían evitar

Fuente: EL ONCE

× ¿Te ayudamos?