Decisión crucial de Trump: hoy anuncia a la nueva jueza en la Corte de EEUU

El presidente de Estados Unidos, Donald Trump, revela este sábado el nombre de la jueza para suceder a Ruth Bader Ginsburg en la Corte Suprema de Estados Unidos, cuando apenas faltan cinco semanas para la elección presidencial del 3 de noviembre, y los principales medios estadounidenses afirman que la elegida es la magistrada conservadora Amy Coney Barrett.

REPUDIADO. Un grupo de manifestantes abucheó ayer a Donald Trump cuando acudió a la Corte Suprema junto a su esposa Melania para rendir homenaje a la fallecida jueza progresista Ruth Bader Ginsburg. “¡Voten para sacarlo!”, se escuchó. Asimismo,”¡honren su deseo!”, en referencia a la última voluntad de Ginsburg, quien pidió que la reemplazaran después de las elecciones de noviembre, al revés de lo que pretende el mandatario.
Informate más
El Partido Republicano ignoró a Trump y garantizó una transición ordenada en caso de derrota
Si esta profesora de derecho de 48 años es nombrada y confirmada, ello consolidaría la mayoría conservadora en la más alta instancia judicial del país, que toma decisiones cruciales para la sociedad estadounidense.

Según varios medios estadounidenses que citan a fuentes republicanas conocedoras del tema, Barrett reemplazaría a la progresista Ruth Bader Ginsburg, conocida como “RBG”, un ícono feminista que murió la semana pasada de cáncer a los 87 años de edad.

El rápido nombramiento de la sucesora de “RBG” es una decisión controvertida a menos de 40 días de las elecciones presidenciales.

Los opositores demócratas, encabezados por el aspirante a la Casa Blanca, Joe Biden, han exigido que los republicanos no llenen esta vacante en la Corte Suprema hasta después de los comicios del 3 de noviembre, cuando se sabrá si Trump es reelegido o no para un segundo mandato.

Trump debe efectuar este anuncio oficialmente este sábado a las 17H00 Consultado el viernes sobre si la elegida iba a ser Amy Coney Barrett, Trump, de gira electoral por varios estados, respondió: “No he dicho que fuera ella, pero es extraordinaria”.

“Vamos a anunciar a alguien extraordinario. Va a ser una gran día”, exclamó el presidente.

Trump, que ya nombró a dos jueces a la Corte Suprema durante su mandato, se apresuró a iniciar el proceso para ocupar el asiento de Ginsburg y consolidar así una mayoría conservadora para las próximas décadas en el máximo tribunal.

Con mayoría republicana en el Senado, la confirmación del nombramiento debería ser una mera formalidad, y así la Corte contaría con seis jueces conservadores entre sus nueve magistrados.

Según la nieta de “RBG”, el último deseo expresado por ésta antes de morir era que su sucesor fuera elegido por quien fuera elegido presidente tras los comicios del 3 de noviembre.

La elección de Barrett, católica practicante, madre de siete hijos y que se opone por convicción personal al aborto, podría impulsar el electorado religioso conservador del que Trump dependió en gran medida en su elección hace cuatro años.

Pero fuentes republicanas citadas en medios estadounidenses no descartan un “cambio de última hora” por parte del presidente.

La otra señalada como favorita, Bárbara Lagoa, nacida en Florida hace 52 años de padres que huyeron del régimen comunista de Fidel Castro, podría ser un activo político de peso en ese estado sureño, potencialmente decisivo para la reelección de Trump.

Trump dijo a periodistas que durante su escala en Florida no se había reunido con Lagoa, a quien ha como una “mujer maravillosa” e “hispana”.

La confirmación en el Senado requiere de una mayoría simple. Y a pesar de las protestas demócratas, todo indica que la votación se producirá antes de las elección presidencial.

“Ciertamente lo haremos este año”, dijo el líder republicano del Senado, Mitch McConnell, al referirse a la confirmación por esta cámara de la sucesora de “RBG”.

Muestra de las tensiones políticas, Trump guardó el jueves un minuto de silencio frente al féretro de Ginsburg expuesto a la entrada de la Corte Suprema en medio de los abucheos.

Apenas una semana después de su muerte, “RBG” recibió las últimas honras fúnebres el viernes en el Capitolio de Estados Unidos, en presencia de Biden y su compañera de candidatura, Kamala Harris.

“Hoy, la jueza Ginsburg hizo historia por última vez”, tuiteó el exvicepresidente de Barack Obama.

Ginsburg es la primera mujer en recibir un tributo así en la sede del Congreso de Estados Unidos y la primera persona de confesión judía. Antes que ella, los restos de Rosa Parks, figura de la lucha por los derechos civiles, habían sido exhibidos en la Rotonda del Capitolio en 2005.

AMBITO.COM