Día Mundial de los Humedales: por qué se celebra el 2 de febrero

Todos los 2 de febrero, desde 1997, se celebra en el mundo el Día Mundial de los Humedales, ya que se conmemora la firma del primer convenio en el planeta para la conservación y el uso racional de las áreas con ecosistemas de gran diversidad biológica en el mundo. El tratado fue firmado el 2 de febrero de 1971 en Ramsar, Irán, e incluye al menos 2341 sitios designados de 170 países, cubriendo una superficie natural de 252.479.417 de hectáreas.

Los humedales son extensiones de tierra que tienen la particularidad de estar inundadas de forma permanente. En esta categoría están los pantanos, turberas, marismas, arrecifes de coral, manglares, lagos y ríos, entre otros. Son ecosistemas híbridos que pueden ser de agua dulce o salada y los llamados humedales artificiales como por ejemplo los embalses, las salinas o los estanques.

Su importancia es fundamental para la vida en todo el planeta gracias a que son ecosistemas donde viven numerosas especies de animales y vegetales. Los humedales se encargan de regular el ciclo del agua y el clima, creando un equilibrio perfecto, ya que les aportan a los seres humanos recursos indispensables para disfrutar de una mejor calidad de vida. Además, constituyen zonas de uso para el turismo y la pesca, y contribuyen en la regulación y provisión del agua, en el control de inundaciones y sequías y como refugio de vida silvestre.

Una de las preocupaciones del mundo es que los humedales corren el riesgo de desaparecer ya que se están degradando de manera vertiginosa. Se calcula que en los últimos 35 años desaparecieron más del 50% en todo el mundo.

¿Por qué son importantes los humedales?

Al ser reservorios que albergan vida y que contribuyen a crear un perfecto equilibrio en los distintos ecosistemas del planeta, los humedales son de muchísima importancia.

Más de mil millones de personas y el 40% de los vegetales y animales que existen en todo el planeta dependen de los humedales.

En las turberas se encuentran concentradas el 30% del carbono que existe en toda la Tierra.

Los humedales se encargan de eliminar los contaminantes y esto permite disfrutar de un agua limpia.

Son grandes reservorios de agua.

Los manglares y arrecifes de los humedales se encargan de proteger a los seres humanos contra los desastres naturales como las inundaciones y sequías.

Son espacios que ayudan a crear condiciones para que exista la vida.

Son lugares ideales para realizar actividades recreativas e incrementar el turismo.

La lista de Ramsar

En el artículo 2 de la Convención sobre los Humedales (firmada en Ramsar, Irán, en 1971), se estableció lo siguiente: “Cada parte contratante designará humedales idóneos de su territorio para ser incluidos en la Lista de Humedales de Importancia Internacional, llamada ‘La Lista’. Los humedales incluidos pasan a formar parte de una nueva categoría en el plano nacional e internacional ya que tienen un valor significativo no sólo para los países donde se encuentran, sino también para la toda la humanidad”. La convención estipula que la selección de estos debe estar basada en su importancia internacional en términos ecológicos, botánicos, zoológicos, limnológicos o hidrológicos.

Fuente: TN