El Central ganó una pulseada: el mercado tomó menos del 10% de los USD 5.000 millones ofertados

La autoridad monetaria realizó hoy una apuesta audaz, al colocar en el arranque de la operatoria del mercado de cambios una oferta de venta de USD 5.000 millones, nada menos que el 9,2% de las reservas internacionales de la entidad, hoy apenas encima de los 53.000 millones de dólares.

 

La medida fue contundente, al punto que empresas y bancos que participan en el mercado mayorista dejaron intacto el “ladrillo”, como en la jerga cambiaria se le llamó a esta postura vendedora, que multiplicó por cinco el volumen promedio que se opera en este segmento, unos 1.000 millones de dólares diarios.

 

Detrás de la oferta de la entidad que preside Federico Sturzenegger hubo también una concesión: colocar masivamente divisas en plaza a un precio de 25 pesos convalidó de entrada el último estilietazo de devaluación, pues dicho precio significó un alza del dólar de 7% en una sola rueda, la segunda suba más pronunciada desde que se desató la crisis cambiaria hace 18 días. El 2 de mayo el dólar repuntó más de 8%, cuando fijó un piso de 23 pesos.

 

Fuentes del BCRA indicaron que la apuesta vendedora oficial no tuvo réplica desde la demanda en un principio. El mercado asimiló la señal y entre los operadores privados se hicieron negocios en un rango de 24,60 a 24,70 pesos. Sólo sobre el cierre hubo demanda mayorista para los dólares del Central a 25 pesos. De esa remesa se tomó una porción menor, solo USD 408 millones de los 5.000 millones ofrecidos.

 

 

Fuente: Infobae