El Gobierno propuso extender hasta el 30 de abril el ciclo lectivo para el último año de la secundaria

El ministro de Educación de la Nación, Nicolás Trotta, anunció en las últimas horas que desde el Gobierno plantearon una propuesta “de extensión del ciclo lectivo para los alumnos que están terminando el secundario hasta el 30 de abril” próximo, de manera que esto permita “el cierre de la educación obligatoria articulando con el nivel universitario superior”, y que así los chicos retomen su paso por la escuela antes de entrar en la universidad.

En este sentido, el funcionario aseguró que la propuesta aún no fue aprobada por el Consejo Federal de Educación, pero dijo que se trata de “extender” el ciclo hasta esa fecha para quienes estén terminando el nivel secundario, 5º y 6º año según la jurisdicción, para poder tener una propuesta presencial.

En declaraciones formuladas esta mañana a la radio online FutuRöck, explicó que la finalización del secundario deberá tener una articulación con el ciclo superior, y que los chicos no pueden empezar la universidad sin haber terminado la escuela de manera presencial.

“Es una idea que hemos planteado. En el Consejo Federal aprobamos un proceso de reorganización general con una mirada de unidad pedagógica en 2020 y 2021. Es decir que lo que no se ha podido abordar este año se va a hacer el año próximo. Pero para los que están terminando el secundario hemos permitido que el ciclo lectivo se pueda extender hasta el 30 de abril”, señaló.

Sobre esto, indicó que hay “propuestas de distintas universidades para que el cierre del ciclo secundario, más allá de que el título lo da cada jurisdicción, se pueda dar inclusive en cada universidad”.

Para Trotta, la propuesta de extensión de clases para los estudiantes que se encuentren terminando el secundario traerá aparejado un “problema de infraestructura, ya que vamos a tener a un 5º, 6º años que está terminando y un último año que va a estar comenzando”.

No obstante, estimó que “las universidades y los institutos superiores pueden colaborar en resolver” esta dificultad de infraestructura, un punto que podrá ser también abordado en el ámbito del Consejo Federal de Educación.

Por otra parte, en diálogo con Télam, el funcionario manifestó también que plantearon desde la Nación a las autoridades porteñas “alejar cualquier tipo de discusión innecesaria” y que los 6.500 estudiantes de la Ciudad que tuvieron escasa vinculación con la escuela deberán volver a clases presenciales cuando la situación epidemiológica esté más controlada.

Por esto mismo, el ministro reiteró que Nación puso a disposición de las autoridades porteñas “la distribución de computadoras con conectividad” y “trabajadores sociales que puedan establecer cuál es el mejor camino para la revinculación escolar de todos esos niños y niñas”.

Trotta además insistió con la conformación de “un indicador objetivo en el campo epidemiológico” que debe ser acordado con otras grandes ciudades como “Córdoba, Rosario, Mendoza” para que, una vez que se cumplan esos indicadores objetivos, “cada jurisdicción tenga la capacidad de regresar en sus grandes ciudades a las clases presenciales”.

Fuente: BigBang News