“El niño caníbal”, la extraña canción que enseñaba el profesor acusado de abusos

Dos psicólogas de Cámara Gesell que declararon ante el juez por los abusos en el Instituto San Buenaventura mencionaron el tema.

 

En las declaraciones de dos psicólogas de Cámara Gesell ante el juez en la investigación por presuntos abusos a niños de seis años en el Instituto San Buenaventura de Villa Mercedes aparece la mención a una extraña canción que el exprofesor de música de ese establecimiento, Juan Manuel Chávez, les enseñaba a sus alumnos. Las menciones no son obra de las psicólogas sino que surgen de las declaraciones de cuatro víctimas.

 

“El niño caníbal” es la canción en cuestión. Aparece en un disco de música para chicos compuesta por el santafesino Luis Pescetti en 2004. Con una extensa trayectoria musical y con varios premios en su haber, Pescetti presenta al tema “como una canción de miedo” en un video que puede verse en You Tube y que acompaña esta nota.

 

{youtube}qTlXam7diNI|660|150|1{/youtube}

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

Las psicólogas Analía Avalos y Hanya Costa fueron las profesionales que realizaron las entrevistas previas, las cámaras Gesell y las entrevistas con técnicas proyectivas con cuatro alumnos del primer grado del San Buenaventura. En sus declaraciones ante el juez Alfredo Cuello y a las que accedió SanLuis24, ambas profesionales señalan que de los relatos de los cuatro niños surgen indicadores de abuso sexual y que no hay indicios de “manipulación en el relato” de los menores.

 

Por ejemplo, una de las profesionales dijo que una de las nenas “ha tenido por parte del profe de música un acercamiento inadecuado de índole sexual” que afectó a la niña “desde lo psicológico y lo emocional”.

 

Sobre la canción de la polémica, la profesional concluyó que la letra hace mención a un nene “que está solo, nadie lo quiere y que no hay que contarlo, parece preparatorio para mantener un secreto, un silencio”.

 

¿Qué secreto debían guardar los niños? De los testimonios recogidos en Cámara Gesell con la presencia de las dos psicólogas, una perito de parte, los abogados querellantes en el expediente, la Fiscalía y el defensor de Chávez puede surgir una pista clara: tocamientos en la cola durante “juegos como el del gato y el ratón y exhibición de los genitales por parte del exdocente.

 

Chávez está detenido y acusado de abuso sexual simple calificado y corrupción de menores. El jueves el juez Cuello resolverá si lo encarcela o le devuelve la libertad.