En Córdoba, una mujer trans denunció que un hombre la prendió fuego tras intentar violarla

La joven está internada hace dos semanas en el Instituto del Quemado con graves heridas en el cuello, las piernas y el tórax. El presunto agresor está prófugo.

Una mujer trans denunció que un hombre la prendió fuego luego de intentar abusar de ella. La joven de 27 años está internada desde hace dos semanas en el Instituto del Quemado de Córdoba con graves heridas en el cuello, las piernas y el tórax.

El hecho ocurrió el sábado 23 de abril, cuando Julieta Abigal Urbano Charrás asistió a una cita con un hombre que luego la invitó a su casa. Según el testimonio de la víctima, fueron en colectivo hasta el domicilio de él, pero no recuerda de qué barrio se trataba.

Ya en la casa, el presunto agresor habría intentado abusar de ella. Cuando la joven se resistió, la roció con alcohol y la prendió fuego. Julieta salió corriendo de la casa envuelta en llamas y la salvó un grupo de vecinos que le tiró agua.

“Si no fuera por ellos, no la cuento”, le dijo Julieta a un grupo de personas del colectivo LGBTIQ+ que se unieron para recaudar fondos y ayudarla, según consignó el diario La Voz.

Desde ese sábado que Julieta Urbano está internada en el Instituto del Quemado con graves quemaduras en su cuello, piernas y tórax. “Entra al quirófano en forma frecuente donde la van interviniendo por la gravedad de las heridas”, dijo una de las personas encargadas de recaudar fondos para ayudarla.

La denuncia fue tomada en el mismo Instituto del Quemado y la causa quedó a cargo de la Fiscalía de Delitos Contra la Integridad Sexual de Segundo Turno de la ciudad de Córdoba.

En su denuncia, Julieta Albano ratificó que se trató de “un ataque por odio, un intento de transfemicidio”, y ya en la clínica un grupo de mujeres y personas del colectivo LGBTIQ+ iniciaron una campaña para recaudar fondos y ayudarla.

En una entrevista con el diario La Voz, una de las organizadoras de la campaña expresó: “Julieta necesita de todo, ropa, elementos de higiene y sobre todo va a necesitar ayuda cuando le den el alta porque no tiene dónde vivir. Ella vivía con su mamá y sus 12 hermanos en una vivienda muy humilde y muchas veces estaba en situación de calle y nos preocupa esa situación”.

Desde el Polo de la Mujer de Córdoba indicaron que el equipo de Violencias Extremas del Polo junto a área de diversidad del Ministerio de Justicia y Derechos Humanos, y el Ministerio de la Mujer confirmaron también que se harán las gestiones de ayudas económicas.

Fuente: TN