Escuelas de la capital llevan 8 días sin personal de limpieza por restructuración del Plan Solidario

AUDIO: CARLOS ROJAS (DIRECTOR DE LA ESCUELA MARTÍN MIGUEL DE GÜEMES)

{mp3}rojas12112018{/mp3}

 

La restructuración que lleva adelante el Ministerio de Desarrollo Social con los beneficiarios del Plan Solidario motivó la queja de los establecimientos educativos, porque se quedaron sin personal para realizar la limpieza de los colegios.

Muchos de los integrantes del plan social trabajaban como ordenanzas en las escuelas, que no cuentan con personal para esas tareas.

Desde la semana pasada, el Ministerio convocó a los beneficiarios de la capital para actualizar los datos, armar un cronograma para que los trabajadores no tengan que trasladarse grandes distancia para cumplir sus funciones, e identificar a quienes tengan una especialidad para que puedan ser destinados a tareas específicas según su oficio.

Las reuniones encabezadas por la cartera se realizan en el Parque de las Naciones, en el Parque IV Centenario y en La ex Cerámica (las de este lunes fueron suspendidas por las condiciones climáticas). Desde que comenzaron los encuentros, los beneficiarios dejaron de asistir a los lugares en los que trabajaban.  

“Teníamos 9 personas del Plan Solidario que nos ayudaban con la limpieza y para darle el mate cocido a los chicos. Ahora hace una semana y un día que no vienen. Y no nos dijeron si van a volver o cómo nos vamos a acomodar”, señaló Carlos Rojas, director del Colegio N°10 “Martín Miguel de Güemes”.

El profesor aseguró que el problema de la falta de ordenanzas en los colegios “tiene más de 20 años” y que hubo algunos intentos para solucionarlo, sin ninguna solución. “Se probaron distintas experiencias, primero fueron los del Plan de Inclusión, después un sistema de cooperativas que fue una estafa, después se inventó un sistema de fondos rotativos para que las cooperadoras de las escuelas designaran gente, ahora este sistema del Plan Solidario. Es un manoseo de trabajadores, que hoy están y mañana no están”, reclamó.

Rojas indicó que el personal del Plan que trabajaba en su escuela “no sólo hacen limpieza, también nos dan una mano en las actividades del establecimiento” y lamentó que “ahora los directivos tenemos que volver a agarrar el escobillón porque no podemos iniciar la actividad si la escuela no está en condiciones”.

Además, dijo que los beneficiarios que estaban en su colegio plantearon al Ministerio que querían mantener ese lugar de trabajo: “Se sienten parte de la comunidad educativa, muchos son familiares directos o indirectos de chicos que asisten al colegio, otros son vecinos”, reveló.