Fórmula 1: Hamilton igualó a Fangio y quedó a dos títulos de alcanzar a Schumacher

Lewis Hamilton (34) dio otro golpe a la historia, en este caso la más grande de la Fórmula Uno, luego de que con su triunfo en el Gran Premio de México correspondiente a la temporada 2019 alcanzó los cinco campeonatos mundiales e igualo la línea del argentino Juan Manuel Fangio para ser el segundo más ganador de todos los tiempos y quedar a dos de las hasta el momento imbatibles siete coronas logradas por el alemán Michael Schumacher.

 

Hamilton conquistó su primer título mundial de la F1 en 2008, cuando tenía 23 años, y en un inolvidable final de carrera en Brasil se coronó al quedar como líder de la tabla de esa temporada por apenas un punto por encima de Felipe Massa y con apenas cinco carreras ganadas.

 

En 2014, en tanto, se alzó con el título mundial por segunda vez, esta vez a bordo de un Mercedes, con el que ganó 11 de las 19 fechas del calendario. Ese año fue nombrado por la cadena BBC como “deportista del año”.

 

Hamilton obtuvo su cuarto título de campeón de la Fórmula Uno en 2017, cuando ganó solo nueve carreras pero contó con ciertos guiños de la suerte, como cuando luego del receso de verano del certamen acumuló victorias en Bélgica, Italia, Singapur, Japón y Estados Unidos, un segundo puesto en Malasia, y en ese trayecto Sebastian Vettel, su gran contrincante de entonces, registró abandonos en Singapur y Japón que le dejaron servida la corona al británico.

 

Por entonces, Hamilton ya hablaba de Juan Manuel Fangio: “Creo que es el piloto más admirado por todo el mundo, quizá por lo que fue en el periodo más peligroso de toda la historia del automovilismo. Sólo el hecho de estar tan cerca de sus números como estamos nosotros, ya es para estar muy orgullosos. Yo me siento muy honrado de estar tan cerca de tan grande ícono del deporte”, lanzaba el británico.

 

Lewis también apuntó que “Fangio debería ser mucho más homenajeado por sus éxitos, porque no se le menciona de de forma tan abrumadora como se merece. A menudo oyes hablar de Ayrton Senna y de Prost, pero para mí es el padrino de este deporte en términos de los pilotos”.

 

Por último agregó: “No sé si la década de los 50 fuera un momento particularmente bueno, tampoco fue un buen momento para los afroamericanos, así que probablemente en ese entonces no hubiera corrido, pero estoy agradecido de estar en esta era; con la tecnología que tenemos y viendo el avance en los autos”.

 

 

Fuente: Infobae