Hoy se cumplen 6 años del femicidio de Karen Álvarez

Hoy lunes 26 de octubre se cumplen 6 años del femicidio de la adolescente Karen Álvarez, uno de los hechos más atroces y más movilizantes de Viedma.

La madre de la joven, Edith Miler, la homenajeó con un emotivo video en que escribió:”Siento que todo fue ayer, 6 años de indignación e impotencia. Hoy un aniversario más, otro día más que no estás entre nosotros. Y aunque haya dos tipos condenados a perpetua, para mi tu crimen aún sigue impune”.

En este sentido, la mamá expuso que no se olvida que todavía queda un ADNI sin resolver y criticó a la Justicia porque en 6 años no le dieron todas las respuestas que busca.

Por otro lado, Miler instó a que los vecinos compartan en sus redes sociales una foto de Karen, junto a una palabra o una frase de aliento, en razón de que en este año particular no se puede salir a la calle.

Karen no volvió a su hogar en la tarde del viernes 24 de octubre de 2014 y fue hallada sin vida el caluroso domingo 26 de octubre.

El crimen trascendió las fronteras de la ciudad, no solo por la violencia desmedida que ejercieron sus secuestradores, torturadores y asesinos, sino también porque en la investigación quedó al desnudo la compleja trama que vinculaban a hombres del poder con las menores vulnerables.

Fue el primer caso en Viedma en que la carátula de la causa fue de “femicidio”, es decir, la acción asesina de los imputados respondía a que Karen era mujer.

Y a cinco años de los acontecimientos, además de perseguir el objetivo de hallar la justicia completa con la identidad del tercer sospechoso, la familia encabeza la cruzada de alertar a las jóvenes sobre la violencia de género .

Carlos Mobilio y Guillermo Jofré fueron condenados a prisión perpetua por el crimen con “abuso sexual agravado por haber sido cometido mediando acceso carnal y por dos o más personas en concurso real con homicidio agravado por alevosía, para procurar la impunidad para sí y por haber dado muerte a una mujer habiendo sido el hecho perpetrado por -al menos- dos hombres, mediando violencia de género”.

Cuando apelaron ante el STJ, ambos defensores coincidieron en plantear la nulidad de la toma de muestras para pruebas de ADN y del secuestro de prendas de la víctima, alegando la violación de garantías procesales. Ese agravio fue rechazado por el STJ tras convalidar las formalidades y protocolos respetados por los funcionarios judiciales, policiales y peritos que intervinieron en uno y otro procedimiento y tras verificar la correcta cadena de custodia que tuvieron las muestras, de las cuales derivaron los resultados de pruebas genéticas que comprometieron a los imputados.

En la casación de Jofré, además, se repitió la negativa en cuanto a su participación en el abuso sexual, reconociéndose exclusivamente su coautoría en el homicidio, tal como lo confesara el imputado en el juicio. Pero el STJ concluyó que ambos delitos estuvieron unidos y fueron cometidos por las mismas personas, basándose, entre otras pruebas e indicios, en las pericias de ADN y en las conclusiones de la autopsia, que unió indiscutiblemente el abuso con la muerte.

En el recurso de Mobilio, en tanto, se insistió en que el ADN del imputado que apareció en el pantalón de la víctima respondió a un encuentro anterior con ella, planteo que también fue descartado a la luz del resto de la evidencia.

Fuente: NoticiasNet