Imputan al intendente por financiar una banda narco y detienen a tres acusados

No sólo un concejal, una funcionaria y un empleado municipal quedaron detenidos este lunes tras ser indagados por el juez federal Leandro Ríos por sus vínculos con Daniel “Tavi” Celis, preso y procesado por traficar marihuana; sino que el intendente Sergio Varisco (57) quedó muy complicado: fue imputado como “financista” de la banda narco.

Fue cerca de las 9 que Varisco llegó al edificio judicial de Paraná para enfrentar la indagatoria ante el juez Ríos. La Justicia sospecha que el intendente había comprado un kilo de cocaína, pero además habría audios comprometedores de sus vínculos con Celis, presunto jefe de una banda narco; y con la mujer del preso, Luciana Lemos, también detenida; más un cuaderno con anotaciones clave.

No bien llegó el turno de enfrentar al magistrado, el intendente de Paraná hizo una exposición general en su defensa.  repitió lo mismo que había dicho en la nota que publicó este diario el sábado: que no mantiene vínculos con Celis y que nunca compró droga ni financió a la banda.

Uno de los pagos que habría hecho Hernández fue de 20 mil pesos, mientras que Bordeira le habría dado 9.500 pesos. “La subsecretaria dijo que no hizo la denuncia porque no quería que el tema trascendiera y generara un escándalo”, explicaron las fuentes.

La Policía Federal fue la encargada de trasladar al concejal Hernández y al empleado Viola a la Unidad Penal N° 1 de Paraná y a la subsecretaria Bordeira, a la cárcel de mujer de esa localidad entrerriana.

Para la Justicia, “de septiembre de 2017 a principios de mayo de este año, Celis desde la cárcel intentó reorganizar la estructura de su organización criminal con financiamiento público y privado y, a su vez, también les vendía cocaína a aquellos que comercializaban la droga”.

La causa que lleva adelante el juez Ríos comenzó en mayo del año pasado tras el hallazgo de una avioneta con 317 kilos de marihuana en un campo de Colonia Avellaneda, localidad vecina a Paraná. Es por este expediente que “Tavi” Celis quedó preso, acusado de liderar la banda que traficaba estupefacientes. No fue el único que cayó.

El caso explotó luego de análisis de los mensajes encontrados en los teléfonos hallados en la celda de Celis, además de otros elementos. Fue entonces que el juez, a principios de mayo, ordenó un allanamiento en la Municipalidad, el Concejo Deliberante y varios domicilios de Paraná, entre ellos el de Varisco, el de su madre y los de otros funcionarios.

 

Fuente: Minutouno,Clarín