Indec: al menos 1,4 millones de personas viven hacinadas en la Argentina

Al menos 1.382.000 personas en los grandes aglomerados urbanos del país viven en una situación de “hacinamiento crítico”, lo que les dificulta la privacidad, la buena salud y la generación de entornos aptos para el estudio y la socialización.

Estos datos alarmantes se desprenden del informe de Indicadores de condiciones de vida de los hogares en 31 aglomerados urbanos que publicó el Indec, correspondiente al segundo semestre, sobre la base de la Encuesta Permanente de Hogares.

El hacinamiento de los hogares, en la mayoría de los casos, venía de antes pero se agravó con la pandemia y el proceso de confinamiento obligatorio. Y esto se dio en un contexto marcado además en el que la pobreza subió al 42% de la población y la indigencia avanzó hasta afectar al 10,5% de las personas. En el mismo período, se perdieron unos 4.082.287 puestos de trabajo, entre registrados e informales.

El organismo de estadística nacional considera hogares con hacinamiento crítico a aquellos en los que habitan más de tres personas por cuarto. El 97,4% de los hogares, que alberga al 95,2% de las personas, habita en condiciones que no reflejan hacinamiento crítico.

(Twitter: @INDECArgentina)

A su vez, en los hogares sin hacinamiento crítico, en el 83,5% habitan menos de dos personas por cuarto y en el 13,9% habitan de dos a tres personas por cuarto. Por otro lado, el 2,6% de los hogares se encuentra en una situación de hacinamiento crítico, lo cual involucra al 4,8% de las personas.

Los números concretos indican que sólo en los aglomerados urbanos entre los que están el Gran Córdoba y el Gran Mendoza hay 238.000 hogares en los que viven 1.382.000 personas en condiciones de hacinamiento.

Hay que tener en cuenta que la EPH hace referencia sólo a los 31 aglomerados en los que viven 28.551.490 personas, con 9.254.183 hogares. Los datos globales reales podrían variar si se considera el resto del territorio, donde la población alcanza en total a 45,4 millones.

Por otro lado, el Indec dijo que el 9,6% de las personal habita en viviendas cuyos materiales poseen una calidad insuficiente y el 15,8% lo hace en viviendas cuyos materiales poseen una calidad parcialmente insuficiente, lo cual impacta también directamente en la calidad de vida.

El informe señaló también que el 13,7% de los hogares en los que vive el 15,9% de las personas no presenta condiciones de saneamiento adecuadas. Esto indica que esas personas o no tienen baño, o la ubicación del mismo está fuera del terreno, o no es de uso exclusivo del hogar, entre otros aspectos. Incluso, hay 600 mil hogares que no tienen baño con descarga de agua, lo cual afecta a la salud de 2.431.000 personas.

Otro indicador contemplado es la distribución de los hogares y las personas según la disponibilidad de agua en la vivienda, es decir, si acceden al agua dentro o fuera de esta. El 97,5% de los hogares, que alberga al 97,4% de las personas, tiene disponibilidad de agua en el interior de la vivienda.

Pero, dentro de estos hogares se distinguen aquellos que obtienen el agua a través de la red pública de agua corriente (87,2% de los hogares) o a través de perforación con bomba a motor (10,2%). No obstante, el 2,5% de los hogares debe acceder al agua fuera de la vivienda. Este porcentaje asciende al 2,6% en el caso de las personas (749.000 individuos).

Fuente: Vía País

× ¿Te ayudamos?