La Cámara Federal de Seguridad Social deberá resolver la demanda de una jubilada contra ANSES

AUDIO: ENRIQUE COSTANZO (ABOGADO)

{mp3} costanzo28122018{/mp3}

 

La Cámara Federal de la Seguridad Social, que tiene asiento en la Ciudad Autónoma de Buenos Aires, será la encargada de resolver la demanda que presentó una docente jubilada puntana contra ANSES por sentirse perjudicada por la Reforma Previsional sancionada el año pasado.

Nelly Carmen Giménez inició las acciones judiciales en enero de este año, para pedir que se declare la inconstitucionalidad del nuevo mecanismo de cálculo de actualización de los haberes jubilatorios, al establecer que el método “viola el principio de progresividad” del monto que le corresponde percibir a los jubilados.

El abogado Enrique Costanzo, que representa los intereses de la damnificada, explicó: “Ha pasado un año, no tenemos juez competente, no se ha hecho justicia ni remotamente, y los haberes jubilatorios están perdiendo vigencia y actualización”.

El letrado cuestionó que ni siquiera el Juzgado Federal de San Luis hizo lugar al recurso de amparo para suspender el nuevo cálculo y establecer las actualizaciones salariales en función de la Ley de Movilidad que se utilizaba antes de la reforma.

El pedido de inconstitucionalidad de la docente jubilada de San Luis no es el único: en juzgados de CABA se promueven acciones colectivas en el mismo sentido, por lo que una sentencia favorable podría tener carácter “universal”; es decir, alcanzar a todos los jubilados sin necesidad que cada uno inicie una demanda por separado.

“Hay un perjuicio real y concreto, que es la pérdida de los aumentos por parte de los jubilados. Los haberes jubilatorios no se han incrementado de la misma manera que la inflación, ni siquiera cercanamente. La Ley es perjudicial para los jubilados porque está violando el principio de progresividad, que dice que las decisiones que se tomen debe ser para mejorar la situación de los jubilados, no para empeorarla”, detalló Costanzo.

Si se aplicara la antigua Ley de Movilidad Jubilatoria, los beneficiarios cobrarían hoy, en promedio, alrededor de un 20 por ciento más de lo que perciben en la actualidad, especificó el letrado.

La Cámara Federal de Seguridad Social deberá resolver la demanda de una jubilada contra ANSES

AUDIO: ENRIQUE COSTANZO (ABOGADO)

{mp3} costanzo28122018{/mp3}

 

La Cámara Federal de la Seguridad Social, que tiene asiento en la Ciudad Autónoma de Buenos Aires, será la encargada de resolver la demanda que presentó una docente jubilada puntana contra ANSES por sentirse perjudicada por la Reforma Previsional sancionada el año pasado.

Nelly Carmen Giménez inició las acciones judiciales en enero de este año, para pedir que se declare la inconstitucionalidad del nuevo mecanismo de cálculo de actualización de los haberes jubilatorios, al establecer que el método “viola el principio de progresividad” del monto que le corresponde percibir a los jubilados.

El abogado Enrique Costanzo, que representa los intereses de la damnificada, explicó: “Ha pasado un año, no tenemos juez competente, no se ha hecho justicia ni remotamente, y los haberes jubilatorios están perdiendo vigencia y actualización”.

El letrado cuestionó que ni siquiera el Juzgado Federal de San Luis hizo lugar al recurso de amparo para suspender el nuevo cálculo y establecer las actualizaciones salariales en función de la Ley de Movilidad que se utilizaba antes de la reforma.

El pedido de inconstitucionalidad de la docente jubilada de San Luis no es el único: en juzgados de CABA se promueven acciones colectivas en el mismo sentido, por lo que una sentencia favorable podría tener carácter “universal”; es decir, alcanzar a todos los jubilados sin necesidad que cada uno inicie una demanda por separado.

“Hay un perjuicio real y concreto, que es la pérdida de los aumentos por parte de los jubilados. Los haberes jubilatorios no se han incrementado de la misma manera que la inflación, ni siquiera cercanamente. La Ley es perjudicial para los jubilados porque está violando el principio de progresividad, que dice que las decisiones que se tomen debe ser para mejorar la situación de los jubilados, no para empeorarla”, detalló Costanzo.

Si se aplicara la antigua Ley de Movilidad Jubilatoria, los beneficiarios cobrarían hoy, en promedio, alrededor de un 20 por ciento más de lo que perciben en la actualidad, especificó el letrado.