La humillación de la que habla toda la NBA: un jugador fue vendido en pleno partido

El alero tenía 10 puntos, 3 rebotes y una asistencia hasta que lo substituyeron para informarle que había sido traspasado a Sacramento.

Su rostro serio, visiblemente desencajado, inunda las redes sociales. Es Harrison Barnes en el banco de los Mavs. La planilla del alerto muestra 10 puntos, 3 rebotes y una asistencia, números que consiguió hasta el tercer cuarto.

 

¿Qué pasó después? Fue sustituido y le informaron que tenía que hacer sus valijas para viajar a Sacramentos, hogar de los Kings. Había sido traspasado en una operación que llevaba a los Dallas Mavericks a otros dos jugadores: Justin Jackson y Zach Randolph. Humillante.

 

El caso, del que habla toda la NBA, despertó la bronca de LeBron James: “Déjenme adivinar, esto es genial porque hicieron lo mejor para la franquicia, ¿no? Traspasaron a este hombre mientras estaba jugando. No estoy criticando a quien lo traspasó porque esto es un negocio y hay que hacer lo que se crea que es mejor, sólo quiero que esto empiece a cambiar y que cuando un jugador quiere ser traspasado o deja una franquicia no sea un egoísta o un ingrato y cuando te intercambian, renuncian, cortan, etc. sea porque es lo mejor para ellos”.

 

Fuente: Minutouno

× Whatsapp