La Municipalidad acusó al ex intendente Vergés de hacer “politiquería barata” por una denuncia de corrupción

Luego de cumplir con la orden judicial y entregar una importante cantidad de documentación en el marco de la causa que investiga la presunta falsificación de la firma de un inspector en un certificado de obra, funcionario municipales acusaron al ex intendente Alfonso Vergés de hacer “politiquería barata” para “desprestigiar la gestión” de Enrique Ponce.

Sucede que Vergés, ex concejal de la capital puntana, es el abogado patrocinante de dos ex inspectores, José Martínez y Rodolfo Irusta, que tenían a su cargo el control de las obras de construcción de 50 viviendas en la zona sur de la ciudad, en el barrio que luego se llamó Néstor Kirchner

Martínez denunció que le falsificaron la firma en un certificado para que la empresa encargada de la ejecución de esa obra, la riojana Garve SRL, pudiera cobrar 4 millones de pesos sin tener que haber hecho el avance correspondiente.

Irusta, por su parte, puso en duda el destino de una camioneta que la empresa encargada de las obras eléctricas del barrio debía entregar para los controles.

Al tratarse de situaciones emparentables por su contexto, las acusaciones se unificaron en el Juzgado Penal N°3, a cargo de Virginia Palacios, para tratar de determinar si hubo irregularidades en la construcción que se hizo con fondos del Gobierno nacional, en el marco del Plan Federal Plurianual de edificación de viviendas.

En el marco de esa causa, dos oficiales de justicia, efectivos de la Comisaría 1° y el abogado Vergés se presentaron este viernes a la mañana en el edificio Municipal de San Martín y Belgrano para buscar documentación vinculada a la causa. Además de expedientes, se llevaron planillas de pago a las empresas.

Luego del procedimiento judicial, el Secretario de Gobierno, Francisco Petrino, junto al director de Planeamiento y Vivienda, Ariel Alcaráz, brindaron una conferencia de prensa para responder las denuncias y aclarar que se facilitó toda la documental requerida.

“No tengo ninguna duda que esto se trata de una maniobra política, el doctor Vergés se ha mostrado públicamente en actos políticos partidarios con Rodríguez Saá y entiendo que esto es una medida de lo que forma la politiquería barata para buscar ser candidato el año que viene a intendente. Creo que no es el camino, que se equivoca, que uno tiene que transmitir cuáles son los sueños que tiene para la ciudad de San Luis y que el electorado elija en base a esas propuestas. Las falsas denuncias, las injurias, no conducen absolutamente a nada”, sostuvo Petrino.

El funcionario recordó lo que ya había manifestado cuando se radicó la denuncia, en abril de este año. “En esa ocasión manifesté públicamente que el doctor Vergés me convocó a su estudio y me dijo había 7 trabajadores que manifestaban que habían sido despedidos en forma injusta y me manifestó que con 350 mil pesos podía resolver el problema extrajudicialmente. Yo le respondí que cualquier reclamo que tuviera que hacer hacia la municipalidad lo hiciera por nota en mesa de entrada”, rememoró.

De todas maneras, insistió que la denuncia “es una maniobra que tiende a desprestigiar la gestión de Enrique (Ponce), que de ninguna manera va a prosperar porque este expediente se encuentra puntualmente observado por nación y por los órganos de control de la ciudad”.

Por su parte, Alcaráz informó que “del 18 al 21 de septiembre del corriente año una comisión de control del Gobierno nacional estuvo haciendo un control de todas las obras que se financian con fondos nacionales y emitieron un informe el 26 de septiembre donde queda justificado todo el proceder y que no hay ningún problema con las obras que el municipio gestiona con fondos nacionales”.

× ¿Te ayudamos?