La salud, eje de los primeros anuncios del plan de obras públicas que lanzó Rodríguez Saá

Fue la primera andanada de una serie de anuncios que –aseguran fuentes ligadas al Ejecutivo-, se desarrollarán durante toda la semana y tendrán un fuerte impacto en la salud, la educación, la seguridad. También en el tejido social y económico. Y pegarán, por supuesto, un golpe político estratégico a nivel local y nacional por el eco que generarán.

 

Esta tarde, el gobernador Alberto Rodríguez Saá comenzó a desmenuzar los componentes de un ambicioso plan de obra pública llamado “Sueños Puntanos”, un megaplan como le gusta denominarlo a los voceros oficiales. Los anuncios se concretaron en la Residencia Oficial de Puente Blanco, que pronto dejará de serlo.

 

En esta primera tarde de anuncios en una residencia repleta de funcionarios de primera, segunda y tercera línea, legisladores, militantes y algún que otro curioso que se le animó al frío, Rodríguez Saá se centró en definir lo que vendrá en una de las áreas críticas de su gestión: la salud.

 

Pero antes dio algunas pinceladas, bocetos preliminares antes de entrar de lleno en lo que vendrá para el sistema público de hospitales y centros periféricos.

 

Anunció que traccionará otra vez el plan “Un matrimonio, un terreno” donde jugarán un papel fundamental los municipios, que tendrán que comenzar a definir las tierras que se cederán.

 

Lo que viene en materia de Seguridad tuvo hoy un adelanto. O, mejor dicho, se completó lo que el año pasado dejó entrever el Ejecutivo provincial con un viaje de funcionarios a Uruguay a la cárcel de Punta de Rieles, que funciona como un pueblo. “Es como salir de la celda y salir a un pueblo, no habrá rejas. Estará cerrado con perímetro y esas cosas. Pero la idea es que cada uno (cada interno) vaya caminando hacia su lugar de trabajo según lo que sepa hacer”.

 

De lo que cobre el preso, un 80 por ciento será para él y el 20 por ciento restante será para el mantenimiento carcelario.

 

Hubo apoyo militante en el patio de la Residencia Oficial (Foto: Ayelén Britos)

 

Lo que viene. Flanqueado por su hijo Alberto Jr –el Secretario General de la Gobernación-, el vicegobernador Carlos Ponce, la secretaria de Vivienda Ángela Gatto, el ministro de Gobierno Eduardo Mones Ruiz y hasta la senadora nacional Eugenia Catalfamo, Rodríguez Saá desplegó el menú de anuncios para el área de salud.

 

El primero, y uno de los más aplaudidos de la tarde, fue el de la creación de un Centro Oncológico Integral con tratamiento de radioterapia lo que permitiría realizar a cualquier puntano los costosos tratamientos oncológicos en la provincia sin necesidad de viajar otras provincias, Mendoza por ejemplo.

 

Lo novedoso de este centro es que funcionará en la histórica Residencia Oficial de Puente Blanco, en el mismo lugar donde Rodríguez Saá hizo el anuncio. “Con los tiempos que corren ya no es necesario”, explicó.

 

A este servicio se le sumará la red integral de diagnóstico por imágenes que funcionará en los centros de salud de forma interconectada. “Me dicen que ya está pago y que sólo falta ponerlo a funcionar, capacitar a la gente”, resumió.

 

El Hospital de Potrero de los Funes que se construyó como requisito para el funcionamiento del autódromo para eventos tales como la Fórmula 1 será manejado ahora por el Gobierno provincial. “La gestión anterior lo tercerizó. Y no está mal tercerizar pero no es beneficioso para la provincia. Vamos a recuperar la concesión para que cumpla su función: fue pensado como centro de traumatología y quemados pero lo convirtieron en un centro de cirugía estética privada”, disparó.

 

Allí –dijo-, podrán atenderse las trans que se hayan sometido a alguna cirugía precaria en clínicas clandestinas. “Su promedio de vida es muy bajo y lo correcto es que tengan su centro para ser atendidos”.

 

La inversión global en salud será de 392 millones de pesos que se derramarán, en buena parte, en el interior provincial.

 

Habrá obras de remodelación en el Hospital de Concarán, se construirá el centro de salud de La Calera, el de Beazley, el de Luján, el de Fortuna y se ampliará y modernizará el de El Trapiche, que se llamará “René Favaloro” y contará con residencias para médicos, al igual que el proyectado Hospital de Merlo “Madre Catalina Rodríguez” que jugará  un rol clave en el corredor Córdoba – San Luis.

 

El anuncio principal quedó para el último. Se trata de una inversión varias veces millonaria, de alrededor de 4 mil millones de pesos, para la construcción del nuevo Hospital Central de San Luis, con capacidad para 400 camas de internación, 16 quirófanos, residencias médicas  y los equipamientos más modernos, según la promesa gubernamental.

 

Estará emplazado en cercanías de Terrazas del Portezuelo y en agosto se pondrá la piedra fundamental.

 

Mañana seguirán los anuncios en otras áreas. “Y cuando terminemos con todos vamos a hacer un repaso general. ¡Viva San Luis!”, arengó el gobernador.