Los ajustes que hará Macri en el gobierno de cara a la negociación con el FMI

Antes de comenzar con las negociaciones con el Fondo Monetario Internacional (FMI), el presidente Mauricio Macri le dio una orden al ministro de Hacienda, Nicolás Dujovne: recortar los gastos de “la política” y la administración. En consecuencia, el funcionario elaboró un proyecto de nueve puntos que se anunciará durante la semana.

 

1) Congelamiento e igualación de sueldos en organismos descentralizados. La disparidad salarial entre organismos descentralizados y la administración central es una de las quejas recurrentes. Por ejemplo en la Administración Federal de Ingresos Públicos (AFIP) el sueldo promedio es de $100.000 en mano. Macri quiere que todos los sueldos del Estado estén dentro de un mismo nivel. La medida también incluye al Banco Central (BCRA) en donde un chófer puede cobrar hasta $197.000 brutos.

 

2) Prohibir el doble sueldo. Se prohibirá que un funcionario del Poder Ejecutivo pueda cobrar una remuneración por ocupar ese cargo. Por esa situación, en 2014, el ex presidente de Aerolíneas y actual legislador porteño, Mariano Recalde, tuvo que afrontar una causa judicial. Algo similar llevó adelante la gobernadora de Buenos Aires, María Eugenia Vidal, con la reforma política que se aprobó en 2016 y que le prohibió a funcionarios que eran candidatos en 2017 cobrar un sueldo por su cargo electivo si se mantenían en el anterior.

 

3) Salvo los ministros, todos viajarán en clase económica. Las comitivas en los viajes oficiales suelen ser amplias. Ante la falta de un avión presidencial y la necesidad de recurrir a aerolíneas comerciales se determinó que solamente el presidente y los ministros puedan viajar en clase “Business”. De Secretarios de Estado para abajo todos tendrán que ir en clase económica.

 

4) Venta de la flota de autos y menos chóferes. La decisión sera reducir la cantidad de autos oficiales y conductores que tiene cada dependencia del Estado. Solamente van a estar disponibles para los ministros. Hasta ahora, los jefe de gabinete de cada cartera tienen la posibilidad de tener su propio auto oficial con chofer.

 

5) Reducción de viáticos. Junto con la baja en la categoría de los pasajes también vendrá una reducción considerable de los viáticos para los funcionarios que deben salir en viajes oficiales.

 

6) Sin más nombramientos. Cuando asumió Macri en la administración central, y como planta permanente, había 240.000 personas. Ahora hay 208.000 aproximadamente. La decisión de Dujovne, en conjunto con el ministro de Modernización, Andrés Ibarra, es directamente prohibir cualquier tipo de toma de personal.

 

7) Extender el recorte al Poder Legislativo y Judicial. Si bien cada uno de ellos elabora su propio presupuesto que después aprueba o modifica la Casa Rosada, la intención de Macri es que tanto el Congreso como la Justicia también se ajusten. Entre los cambios más puntuales que buscarán introducir es que ambos se sumen a la ley de responsabilidad fiscal. Con esto buscarán que ambos poderes no gasten por encima de la inflación hasta 2021. 

 

Mención aparte dentro del punto siete tiene la Biblioteca del Congreso. Cuando llegó Cristina Fernández de Kirchner a la presidencia en 2007 había 500 empleados. Ahora tiene más de 1.700 cifra que supera ampliamente, por ejemplo, a la Biblioteca Británica, la más grande del mundo, tiene casi la misma cantidad de empleados pero el catálogo de ejemplares disponibles es 147 veces más grande que la del Congreso.

 

 

Fuente: BigBangNews