Macri canjeó por plata la mayoría de los pasajes cuando fue diputado

En los 16 meses que duró su breve mandato como diputado nacional, entre diciembre de 2005 y marzo de 2007, el ahora presidente Mauricio Macri canjeó por dinero 283 de los 287 pasajes aéreos que le fueron asignados. Apenas usó 4, en enero de 2006, cuando el Congreso no estaba en funciones.

Si el ex presidente de Boca Juniors hubiese podido cambiar por plata la totalidad de esos pasajes el mes pasado, antes de que la Cámara que preside Emilio Monzó actualizara el sistema de pago de viáticos a sus legisladores, hubiese embolsado un sobresueldo hoy equivalente a 382.050 pesos.

El escaso uso que Macri hizo de los pasajes de los que disponía como diputado tiene un correlativa en su historial legislativo. En 2006, único año completo en que el Presidente fue legislador nacional, participó en apenas 44 de las 321 votaciones que hubo en el recinto. Ese año, alternaba sus funciones parlamentarias con la presidencia del club de la Ribera.

Cada diputado contaba, hasta ahora, con 20 pasajes aéreos por mes. Diez nominados -que sólo puede usar el diputado- y otros 10 sin nominación. También contaban con 20 pasajes terrestres.

Fueron la totalidad de los tramos de avión de 13 meses los que Macri convirtió en dinero, entre febrero de 2006 y febrero de 2007.

En enero de 2006, el Presidente usó 4 viajes y canjeó 16. Lo extraño es que ese mes la Cámara baja -como es habitual- no tuvo sesiones.

Recién retomó la actividad un mes más tarde, en febrero, en sesiones extraordinarias. En marzo de 2007, su último mes en el Congreso, canjeó siete viajes más, los que proporcionalmente le correspondían antes de entrar en licencia.

En marzo de 2007 Macri pidió licencia de su banca para dedicarse de lleno a la campaña electoral que lo llevó a la Jefatura de Gobierno de la Ciudad de Buenos Aires.