Día clave para la sospechosa de asesinar a la anciana

María del Carmen Yacobino está detenida y mañana a la mañana conocerá la imputación en su contra cuando sea llevada a declarar ante la jueza penal Virginia Palacios. Hoy la magistrada recibió el sumario de la División Homicidios por el asesinato de la anciana Rosula Camargo: de lo que surja de esas fojas definirá la acusación que podría ser por homicidio simple en contra de su tía.

 

Camargo, de 76 años, fue encontrada calcinada el domingo a la mañana entre los restos de su precaria vivienda de la calle Sarmiento que se derrumbó por la acción de las llamas que se generaron de forma intencional el sábado a la noche. El lunes, con el cuerpo en la morgue judicial, la forense determinó que tenía dos heridas punzo cortante en el pecho. Es decir: fue apuñada.

 

La investigación de la comisaría segunda –que intervino de forma inicial por el incendio-, ya había determinado elementos de sospecha sólidos como para sospechar que se trató de una muerte violenta.

 

Camargo no tenía hijos. Vivía en una casa prefabricada en un terreno que comparte con un hermano que tiene un taller de chapa y pintura. Una posible tensión familiar por la posible venta del terreno y la resistencia de la anciana a irse habría erosionado los vínculos familiares. Ese sería, según fuentes del caso, el posible móvil del asesinato.

 

El sábado a la tarde ningún vecino escuchó gritos o pedidos de auxilio de la anciana. ¿Estaba inconsciente cuando comenzaron las llamas? Es probable. Además, de acuerdo a un informante, testigos vieron un vehículo en la casa de la víctima pero todavía no está confirmado si es el de Yacobino.

 

La sobrina y presunta homicida fue detenida anoche en el barrio 292 Viviendas, luego de un minucioso allanamiento en su casa.