Memoria Activa pide que mande a juicio a la Argentina por incumplir sus compromisos por el atentado de la AMIA

El Estado Argentino asumió en 2005 el compromiso internacional de esclarecer lo sucedido en la mutual judía el 18 de julio de 1994. Sin embargo, Memoria Activa denunció que desde entonces los avances han sido prácticamente insignificantes para la aspiración de justicia de los familiares de las víctimas.

 

A la audiencia prevista para hoy asistirán, además de los representantes de la agrupación, el Centro de Estudios Legales y Sociales (CELS), que en 1999 también denunció al Estado argentino por su supuesta “responsabilidad en la prevención del atentado a la AMIA, posterior desvío de la investigación, encubrimiento y denegación de justicia”.

 

Memoria Activa pidió a la CIDH que ponga fin al proceso de “solución amistosa”, es decir el cierre de la etapa de tratativas para un acuerdo voluntario y satisfactorio entre partes, y eleve el caso a la Corte Interamericana de Derechos Humanos, para que ésta se pronuncie sobre el reclamo en términos de resolución judicial “vinculante y obligatorias para el Estado” argentino.

 

Memoria Activa, representada por el abogado Rodrigo Borda y las dirigentes Adriana Reisfeld y Diana Wassner, anunció que entregará a la CIDH “un extenso informe acerca de lo ocurrido con la investigación del ataque terrorista y su encubrimiento en los últimos 25 años”.

El abogado Borda dijo a A24.com desde Quito que el reclamo de Memoria Activa será “la única audiencia de la CIDH en esta etapa en la que se tratará un caso relacionado con la Argentina”.

 

De hecho, una delegación del Estado argentino ya está en Ecuador para participar de la audiencia. La encabeza Mariano Fridman, quien fue defensor –junto con Marta Nercellas- del ex titular de la DAIA Rubén Beraja en el juicio por encubrimiento de la denominada “pista siria” del atentado.

 

Memoria Activa mostró su ofuscación por esa situación. “Lo que está en discusión es si la CIDH enviará el caso ante la Corte, lo que significaría pasar a otra instancia. Empezaría un juicio formal contra el Estado argentino por el incumplimiento de las obligaciones de prevenir, juzgar y castigar” a los responsables del atentado.

“Lo que estamos pidiendo es que eso pase, y que pase con la mayor celeridad posible”, explicó Borda.

 

Fuente: A24