Ofrecen $500.000 para encontrar a un exprecandidato a intendente acusado de liderar una red de trata

En 2015 Marcelo Uscheroff, más conocido “Locatti”, quiso ser intendente de Tres de Febrero, pero solo lo votaron 605 vecinos. Cuatro años después, está prófugo. La Justicia ordenó este año su captura al considerarlo líder de una organización criminal dedicada a la trata de personas que operaba en el barrio de Flores. Hoy el Gobierno ofreció $500.000 de recompensa para quienes puedan brindar datos útiles que permitan lograr su detención.

 

Según el expediente, la banda que presuntamente lideró “Locatti” Uscheroff habría explotado sexualmente a 74 mujeres durante casi una década. El juez federal Sebastián Casanello procesó a siete integrantes de la organización y ordenó las capturas del exprecandidato a intendente y de su hijo Julián Uscheroff, por quien también ofrecen dinero.

En la resolución 835/2019 publicada hoy en el Boletín Oficial, el Ministerio de Seguridad indicó que las personas que tengan información para aportar sobre los Uscheroff deberán comunicarse telefónicamente con el Programa Nacional de Coordinación para la búsqueda de personas, al número 134.

“El pago de la recompensa será realizado en este Ministerio o en el lugar que designe el representante de esta Cartera de Estado previo informe del representante de la autoridad interviniente sobre el mérito de la información brindada preservando la identidad del aportante”, señala la resolución.

 

Lo último que se supo

Después de perder las PASO contra el periodista e historiador Diego Valenzuela, “Locatti” Uscheroff -como parte del acuerdo con la UCR dentro de la coalición Cambiemos- se sumó al gobierno local y fue designado director de Asuntos Institucionales y representante municipal ante la Dirección Provincial de Personas Jurídicas.

Fuentes de la Municipalidad de Tres de Febrero informaron a LA NACION que el actual jefe comunal le pidió la renuncia en enero de 2018 por “cuestiones de gestión”. Luego el comité local de la UCR exigió su expulsión del partido.

 

La red de trata

En una reciente resolución, el juez Casanello sostuvo que los fiscales establecieron que hoteles y bares que se hacía funcionar como prostíbulos encubiertos “funcionaron por el accionar de una organización criminal destinada a la trata de personas con fines de explotación sexual y la promoción, facilitación y explotación económica de la prostitución ajena”.

 

Según la investigación de los fiscales plasmada en la resolución de Casanello, la red de trata funcionó desde 2012 hasta el marzo de este año, cuando se ordenaron detenciones y allanamientos, encabezados por el Departamento de Investigaciones de Trata de la Prefectura Naval. Según los fiscales, la organización se dedicó a “captar, trasladar, acoger y explotar sexualmente a mujeres que, por su condición de migrantes, menores de edad o de pobreza, se encontraban en situación de vulnerabilidad”.

En el expediente se dejó asentado que las víctimas debían entregar, en un sobre, el 50% del dinero que recibían por cada uno de sus encuentros sexuales con “clientes”.

 

“Es interesante mencionar que la efectiva práctica prostibularia [sic] también se desprende de los sucesos que habría padecido A.M.P.P., a quien al llegar al prostíbulo Victoria le manifestaron que debía entregar el 50 por ciento de [lo obtenido por] los encuentros sexuales y las copas [los tragos que compraban los clientes]”, afirmó Casanello en su resolución. Esa víctima. A.M.P.P., fue encontrada encerrada en un inmueble vecino al prostíbulo.

 

Fuente: LaNAcion