Reclamarán ante Enargas por excesos en la facturación estimada y recategorizaciones de usuarios

AUDIO: GONZALO PÉREZ (CONCEJAL DE TILISARAO – UCR)

{mp3} perez03102018{/mp3}

 

AUDIO: ALBERTO MONTIEL DÍAZ (JEFE DEL PROGRAMA DEFENSA DEL CONSUMIDOR)

{mp3} montieldiaz032018{/mp3}

 

Legisladores provinciales y municipales de la provincia de San Luis elevarán a Enargas un reclamo por excesos en la facturación estimada y recategorización de usuarios que aplicó la empresa Ecogas en sus últimas boletas.

Diputados y concejales, todos pertenecientes a la Unión Cívica Radical, recolectaron planteos de usuarios de distintos puntos de la Provincia y ya presentaron una queja ante la empresa. Ahora buscarán que el ente regulador oficie de “mediador” en el cuestionamiento.

“Hubo una recategorización de Ecogas a los usuarios: un usuario de gas está pagando $6,82 el metro cúbico, cuando el año pasado se pagaba $0,80. Es decir, no se está respetando el aumento otorgado por el Ministerio de Energía de la Nación. El aumento autorizado era del 65% y se está cobrando un 1.400% más”, resumió Gonzalo Pérez, edil de Tilisarao que recepciona los reclamos de los vecinos.

El jefe del Programa Defensa del Consumidor, Alberto Montiel Díaz, explicó que las tarifas del servicio – al igual que en el caso de la energía eléctrica – son fijadas por el Gobierno nacional, en este caso, a través de Enargas. El funcionario consideró que los elevados valores, en realidad, corresponden a otras situaciones: “Lo que pasó es que aumentó la tarifa y, por otro lado, se ha hecho una quita de subsidios, por eso se nota más el aumento”, graficó.

La factura de gas está integrada por tres componentes: el precio por la generación (comúnmente llamado “boca de pozo”), el valor por el transporte hacia la provincia y la distribución. Los dos primeros son fijados por la Nación, mientras que solo el tercero depende de la empresa distribuidora (en el caso de la provincia puntana, Ecogas y la subdistribuidora San Luis Sapem Energía).

Pérez sostuvo que no es solo ese el único problema de las elevadas facturas que llegaron a los vecinos, sino que también está la “medición estimada” que suele poner en práctica la empresa: “Han medido si han querido medir, y han medido lo que a ellos les ha parecido. No hicieron las mediciones como corresponde”, sentenció.

“Hay una estafa que se está pretendiendo llevar adelante y si nosotros como consumidores, como vecinos, como legisladores, no nos ponemos firmes, en diciembre vamos a terminar pagando 20 mil pesos de gas”, remarcó.

Montiel Díaz aseveró que, en realidad, la Nación otorgó un aumento superior al 900 por ciento en total, a lo que debe sumarse otro incremento autorizado a fines del 2016 por la Corte Suprema de Justicia.

× ¿Te ayudamos?