Repudian al Gobierno por eliminar una vacuna clave para los niños

El Ejecutivo nacional decidió suspender la aplicación de la vacuna contra el meningococo a los chicos de 11 años. Ante el falta de dosis, admitido por el gobierno nacional a las provincias recién la semana pasada, se resolvió priorizar la vacunación entre los menores de dos años, quienes deben recibirla a los tres, cinco y quince meses.

Desde el sector político salieron a repudiar esta disposición. Para la diputada de la Nación Ivana Bianchi (Unidad Justicialista), quien es vicepresidente de la Comisión de Salud de la Cámara baja, la disposición del gobierno surge “como consecuencia del ajuste feroz y brutal que está llevando adelante el Poder Ejecutivo Nacional en todas las áreas Estatales, sin discriminación alguna y en el marco del Acuerdo establecido por la República Argentina y el FMI”.

Además sostuvo que “este tipo de acciones sin dudas derivan en problemas que palpita la sociedad, tan acertada es esta afirmación, que en la ciudad de Rosario murió un adolescente de 17 años (caso de Meningitis) a raíz de las repentinas apariciones de esta patología en distintos puntos del país”.

En ese sentido, Bianchi resaltó que “el ajuste que está llevando el Ejecutivo Nacional propone un recorte de más de 9 mil millones de pesos (disponibles para la cartera Sanitaria), que iban a estar destinados a la provisión y puesta en marcha del programa nacional de vacunaciones, como así también, la entrega de distintos medicamentos a todas las provincias de la República Argentina”.

Desde el gobierno nacional admiten que el ajuste se debe a que la vacuna es importada y, tras la escalada del dólar, el presupuesto quedó corto.

Pese a haber sido incluida en el esquema obligatorio y gratuito en 2017, la vacuna contra el meningococo (que protege contra cuatro de las cinco variedades de la bacteria que provoca enfermedades graves como la meningitis e infecciones generalizadas) ya sufrió un cambio importante en su indicación.

Cuando fue agregada al calendario nacional, el año pasado, el Ministerio de Salud indicó que los bebés –el grupo más vulnerable– deberían recibirla a los tres, cinco y quince meses, mientras que los chicos de 11 años también tendrían que vacunarse con una dosis única por ser portadores del germen.

Ese último segmento, el de los niños de 11, es el que ahora quedará postergado para garantizar la vacuna entre los más pequeños. En muchas provincias aseguran que no hay dosis suficiente para todos.

“En reiteradas oportunidades he presentado una diversidad de proyectos que van en sintonía con esta tragedia que nos deja perplejos“, afirmó Bianchi al respecto

Y agregó “los hechos que se suscitan responden por sí solo, la falta de voluntad, el rechazo a logros que se han obtenido a través de los años, y el empecinamiento en la destrucción del patrimonio nacional y sanitario, que, alguna vez, paradójicamente fue objeto de imitación por nuestros países vecinos”.

San Luis 24 Redacción Buenos Aires

× ¿Te ayudamos?