Rodrigo De Paul, el nuevo ídolo de la Selección argentina

Pasó el tiempo y Rodrigo De Paul se consagró en el fútbol. Aquel pibito que desde los 3 años corría atrás de una pelota en el club Deportivo Belgrano de Sarandí, a tres cuadras de su casa, cumplió todos sus sueños en el fútbol: llegó a Primera, fue vendido a Europa y ahora es una de las grandes figuras de la Selección argentina, que viene de ganar la Copa América, y sigue a paso firme en las Eliminatorias rumbo al Mundial de Qatar 2022.

De Paul es la sensación de este equipo. La rompió contra Uruguay en el Monumental y convirtió uno de los goles del triunfo por 3 a 0. Está en un nivel excelente y se transformó en un futbolista fundamental para el equipo que conduce Lionel Scaloni. Es el corazón de la mitad de la cancha y la gente se identifica con su juego: además de su calidad y técnica individual demuestra gran compromiso y sacrificio. Rodri, como le

× Whatsapp