Sampaoli al horno: Tapia usó la misma frase que antes de echar a Bauza

La novela de Jorge Sampaoli y la selección Argentina sigue sumando capítulos. El director técnico afronta los últimos instantes en el banco nacional. No se confirmó su salida todavía, pero es evidente que no seguirá. Menos luego del desplante a la Sub 20.

Sampaoli tiene contrato con la AFA hasta 2022, tras la finalización del Mundial de Qatar. Si el organismo rompe el vínculo deberá pagar más de 8 millones de dólares de indemnización. De echarlo el próximo año, luego de la Copa América de Brasil, el monto desciende hasta el millón de dólares. Una cifra bastante menor, que no minaría tanto las arcas de la AFA.

Claudio “Chiqui” Tapia, presidente de la Asociación del Fútbol Argentino, pretende pagar cerca de dos millones de pesos para que el casildense se vaya ahora: lo que resta del contrato hasta fin de este año. Sampaoli dijo que quiere quedarse para dar vuelta la historia. Aunque sabe que no podrá.

Esta semana hubo dos reuniones entre ambos. Respetuosa, analítica, tranquila la primera. “Caliente” la segunda. El DT se había ofrecido a dirigir la selección Sub 20, en el torneo amistos que comienza a fin de mes en España. Los clubes le advirtieron que, al no tener la obligación, no cederán a sus jóvenes figuras. Sampaoli se bajó de la idea y propuso a dos colaboradores. La AFA rechazó de plano esa propuesta.

Tapia y los suyos consideran que Sampaoli debe dirigir en ese torneo: el contrato pone bajo el mando del entrenador tanto la mayor como la Sub 20. Como el encargado de esa categoría (Sebastián Beccacece) renunció, en la AFA consideran que el casildense debe hacerse cargo. Si no lo hace, se expone a una sanción.

Ahí está la pelea: con esas maniobras desde el organismo apuntan a desgastar al DT, para que renuncie y deje de lado la indemnización; el entrenador trata de resistir sabiendo que sus días están contados y que, ahora o un poco más tarde, su fallida experiencia con la selección será un mal recuerdo.

El “operativo” que montó Tapia se asemeja mucho al que esbozó antes de echar a Edgardo Bauza el año pasado, para reemplazarlo por Sampaoli.

“Hay un entrenador con contrato vigente y hay que respaldarlo”, dijo el presidente cuando recién asumía. “Sampaoli tiene contrato, es el técnico de la selección”, afirmó con una obviedad cuando fue consultado estos días.

El detalle de la Sub 20 no es menor: pese a que el torneo de fin de mes es amistoso, en solo 6 meses juega un Sudamericano para clasificar al Mundial 2019 y a los Juegos Olímpicos 2020. El futuro de la selección también está en juego en esta pelea.

Con Sampaoli o sin él, el plan de “restructuración completa” de la selección que tanto quita el sueño a algunos dirigentes, viene bastante demorado.

 

 

Por Facundo Insegna.