Se fracturó el bloque de Miguel Pichetto en el Senado

La batalla interna en el peronismo del Senado de la Nación está a punto de arrojar la primera sangría. El exgobernador de Tucumán José Alperovich y su comprovinciana Beatriz Mirkin abandonarán en las próximas horas el bloque que conduce Miguel Ángel Pichetto y conformarán un interbloque con el Frente para la Victoria-PJ, que lidera Cristina Kirchner, con la mirada puesta en las elecciones de 2019.

Alperovich enfrentará el año próximo al mandatario Juan Manzur, quien ya anunció que va por la reelección en la provincia norteña. Con ese objetivo en el radar, el senador dará el primer paso para acercarse a Cristina, y dejaría a la bancada de Pichetto con 22 integrantes, tres menos que el interbloque Cambiemos.

“Estoy trabajando muy fuerte con la senadora Beatriz Mirkin. Yo no voy a hablar mal de nadie, pero ese bloque a mi no me representa. Vamos a ver qué decisión tomamos en las próximas horas, mañana o pasado”, anunció Alperovich, e insistió: “No me siento contenido ideológicamente con este bloque”.

En diálogo con El Destape Radio, el legislador se refirió a las diferencias existentes en el interbloque peronista Argentina Federal. “Todos hablan, pero nadie da el primer paso”, comentó, y agregó: “Si queremos sacar al país adelante, tiene que ir un peronismo unido. Y cuando digo peronismo unido, tiene que estar Cristina, porque sino son funcionales a (Mauricio) Macri”.

En este sentido, Alperovich cuestionó que en el acto por el Día de la Lealtad en Tucumán, encabezado por Manzur el pasado 17 de octubre, haya estado presente el exinterventor del PJ Luis Barrionuevo y no Cristina. “En Tucumán vamos a trabajar fuerte con Cristina y queremos un peronismo unido. Arreglemos entre todos o vayamos a las PASO, pero nadie es nadie para expulsar a nadie”, advirtió.

El senador se expresó así a horas de la votación del Presupuesto 2019, proyecto que rechazará por considerar que “va a hacer que la gente esté mucho peor”. “Solo ajustando no van a llegar nunca al déficit cero. Todos los gastos innecesarios hay que sacarlos, pero tiene que haber un crecimiento del mercado interno”, sostuvo.

Según trascendió, las definiciones acerca del futuro de Argentina Federal podrían llegar este martes, y habría otros senadores dispuestos a alejarse de Pichetto, disconformes con su acompañamiento a las principales leyes impulsadas por Cambiemos. “Así como están dadas las cosas es imposible mantener una relación de bloque”, dijo a La Nación el formoseño José Mayans, que en la última reunión de la Comisión de Presupuesto mantuvo un duro cruce con el rionegrino.

Consejo de la Magistratura

Se especula con que habrá más fugas en el interbloque Argentina Federal de Pichetto. Pero con esas dos salidas confirmadas alcanza para afectar una estrategia del rionegrino, que venía trabajando de manera fina desde hace tiempo para engrosar su bloque en vísperas de la nueva conformación del Consejo de la Magistratura. Pasa que, como están las cosas, el justicialismo perdería uno de los dos escaños que le corresponden al Senado en ese cuerpo. El tercero es de Cambiemos, que hoy por hoy supera en uno al interbloque Argentina Federal en la Cámara alta, por lo que en la nueva conformación del Consejo se quedaría con dos de los tres lugares en danza.

Para revertir la situación, Pichetto venía buscando sumar más socios, y obtuvo un guiño del gobernador santiagueño, Gerardo Zamora, para sumar a las senadoras del Frente Cívico, Ada Rosa del Valle Itúrrez de Cappellini y Blanca Felisa Porcel de Ricovelli. Con ambas, Argentina Federal reuniría 26 senadores, uno más que el oficialismo, y lograría así retener los dos lugares en la Magistratura, que serían para Rodolfo Urtubey y la senadora Itúrrez.

Pero la salida de Alperovich altera sus planes, porque al irse con Beatriz Mirkin, Pichetto vuelve al número que tiene actualmente. Con 24 senadores, sigue estando uno por debajo de Cambiemos.

San Luis 24 Redacción Buenos Aires