Trágico final: murió el rehén y la policía mató al agresor

La toma de rehenes en Caseros que se extendió durante casi 10 horas culminó de forma sangrienta con el asesinato del rehén y el abatimiento del captor a manos de la policía. Hay tres efectivos que terminaron heridos en el ingreso al domicilio. El ministro de Seguridad, Sergio Berni, confirmó que uno de ellos está siendo intervenido quirúrgicamente. 

El domicilio ubicado en Tres de Febrero al 3900 terminó siendo el escenario trágico donde culminó la toma de rehenes que había comenzado el lunes cerca de las 23.30. Finalmente, Alejandro Maldonado fue abatido por la policía y José Alejandro Cáceres fue encontrado muerto luego de casi 10 horas de atrincheramiento.

De acuerdo a la policía científica, Cáceres llevaba varias horas de deceso dentro del domicilio de Maldonado, quien supuestamente lo había cooptado a punta de pistola luego de una cena entre amigos. 

Esta información fue confirmada por el ministro de Seguridad, Sergio Berni, en una conferencia de prensa montada luego del operativo. “Tiene más de cinco o seis horas de muerto”, expresó el funcionario sobre el supuesto rehén.

Fuentes de seguridad bonaerenses confirmaron a PERFIL que los heridos son de la UTOI (Unidad Táctica de Operaciones Inmediatas) y que dos de ellos fueron ingresados al Hospital Carrillo de Ciudadela. “Hay tres policías heridos, uno de ellos está siendo intervenido”, dijo Berni.

Los detalles del operativo

En las inmediaciones del lugar donde el atrincheramiento de este hombre terminó en tragedia, Berni aseveró que todo comenzó con un hecho de violencia doméstica de Maldonado contra su pareja, a quien había querido asfixiar intentando reanimarla posteriormente.

“Estaba en un delirio paranoico totalmente descontrolado”, describió Berni. Durante la madrugada, Maldonado había descargado contra las fuerzas de seguridad más de 300 disparos. “Estoy armado para la tercera guerra mundial”, había manifestado el captor a la psicóloga que intentó negociar con él.

El ministro de Seguridad confirmó que agotadas todas las vías de negociación, se decidió ingresar al domicilio porque a cada disposición de las fuerzas de seguridad el captor respondió con tiros. 

Posteriormente al derribamiento de la pared, Maldonado abrió fuego y logró herir a tres efectivos de la UTOI. Berni describió que las fuerzas de seguridad ingresaron con escudos antibalísticos pero igual fueron alcanzados por los disparos de plomo. “Era un experto tirador”, dijo sobre el captor. 

Consultado sobre Cáceres, Berni se mostró cauto al hablar de este hombre como cautivo de acuerdo a los testimonios que fueron recolectando de la relación con Maldonado. “Todavía no está claro si la persona era rehén o estaba también con él”, manifestó el ministro de Seguridad. 

Además, agregó que la investigación continuará con la revisión de las armas y municiones que el delincuente abatido tenía en su domicilio.

Esta mañana, Berni había manifestado el oscuro panorama que esperaban sobre Cáceres mientras se encontraba cautivo desde la medianoche del martes. “No sabemos como está el acompañante. Se arrojó una bomba de estruendo y se escuchó una sola tos”, había detallado Berni. Finalmente las previsiones fueron certeras.

Fuente: Perfil

× Whatsapp