Tras una denuncia formal, imputaron por abuso sexual al intendente de Río Grande

A principios de esta semana el intendente de Río Grande, Gustavo Melella, fue denunciado por tres hombres que aseguraron que el funcionario les ofrecía trabajo a cambio de favores sexuales.

A raíz de estas acusaciones, este miércoles el fiscal mayor del Tierra del Fuego, Guillermo Quadrini, imputó formalmente por abuso sexual simple a Melella, ya que debido a la declaración de una de las víctimas resolvió impulsar una investigación en contra del intendente para determinar qué fue lo que ocurrió.

Según explicaron en Infobae, el fiscal estuvo una semana de licencia médica, y ahora que regresó, imputó al intendente por el artículo 199 del Código Penal, el cual dice que la acusación es “sin perjuicio de las calificaciones que surjan en el transcurso e la investigación”, lo que significa que podría determinarse algún agravante una vez que avance la investigación.

Además, Quadrini adhirió a las medidas solicitadas por el abogado de uno de los acusados, por lo que se pidió el peritaje de los teléfonos de los denunciantes, también el de quien hizo de intermediario entre el intendente y las víctimas, y por su puesto, el teléfono de Melella.

Por otra parte, pidió la protección total de los tres hombres que contaron los abusos que vivieron, mientras que el fiscal solicitó también que se notifique al intendente de manera formal.

En cuanto a las denuncias de las otras dos supuestas víctimas, el fiscal Pablo Candela, que subrogó a Quadrini mientras no estaba, dispuso la desestimación del relato de ambos hombres, ya que contaron los terribles hechos que vivieron mientras declaraban para otra causa, en la cual se investiga posibles irregularidades en la obra pública local en favor de “empresas amigas”.

Ahora, el juez Raúl Sahade debe resolver si acepta la desestimación por parte del fiscal Candela o si la rechaza.

× ¿Te ayudamos?