VIDEO | Mesa Judicial M: Carlos Ahumada acusó al exministro de Justicia de Macri de armarle causas

El empresario argentino nacionalizado mexicano Carlos Ahumada denunció que estuvo sometido a una investigación judicial durante más de 3 años por “causas armadas” por el exministro de Justicia de Mauricio Macri, Germán Garavano.

El expresidente de Estudiantes de San Luis, en una entrevista que brindó al programa GPS de A24, relató que todo comenzó cuando intentó cobrar un pagaré emitido por el PRD (Partido de la Revolución Democrática) de México. “Quien firmó el pagaré en 2014, como presidenta del PRD, fue Rosario Robles”, reveló Ahumada. Robles fue Secretaria de Estado del Ejecutivo mexicano, durante la presidencia de Enrique Peña Nieto.

El abogado de Robles y del PRD era Germán Garavano, desde antes de ser ministro del Gobierno de Cambiemos. Luego de asumir su cargo en el Ejecutivo, no renunció a representar a sus clientes.

“Ellos no querían pagar”, afirmó el empresario. A partir de ese momento, se inicia la causa judicial para reclamar que se acredite el pago.

Ahumada aseguró que Garavano actuó en el juicio “siendo Ministro de Justicia de la Nación y abogado de la parte que estábamos denunciando”. Y remarcó: “Así lo acredita una certificación en el juzgado en abril de 2016”.

Desde que inició el reclamo, Robles, influyente ministra del Gobierno de Peña Nieto, le aseguró “que me iban a hacer la vida imposible, a mí y a mi familia”.

En ese plan, Ahumada recibió amenazas por parte de un agente del Servicio Secreto mexicano, que se acercó hasta el edificio donde vive para decirle “que me dejara de chingar con intentar cobrar el pagaré”.

La amenaza fue investigada por la Comisión de Derechos Humanos del país azteca y quedó acreditada su veracidad. La agencia de inteligencia de ese país, además, reconoció que ese agente denunciado había estado en Argentina.

Al poco tiempo, con Garavano al frente del Ministerio, Ahumada fue involucrado por Martín Lanatta en la causa que investigaba el tráfico de efedrina: el condenado por el triple crimen de General Rodríguez aseguró que el empresario mexicano era “el nexo” entre él y Aníbal Fernández, y que incluso había pagado más de 5 millones de dólares al exfuncionario de Cristina Fernández.

“No sabía quién era Lanatta”, aseveró el exgerenciador de Juventud Unida Universitario de San Luis. Tras una investigación que se extendió por más de tres años, la jueza Servini de Cubría desestimó ese vinculo denunciado por Lanatta.

Ahumada consideró que esa investigación en su contra también formó parte de la represalia prometida por Rosario Robles y articulada por Garavano, sacando provecho de su cargo de ministro de Justicia.

“El que pudo haber tenido interés y pudo haber llevado a cabo las amenazas es Garavano”, sentenció el exdirigente de fútbol nacido en la provincia de Córdoba.

Ahumada también contó que ahora la Justicia busca sobreseer a Garavano sin investigar su denuncia. Incluso, aportó audios de un funcionario de la cartera judicial, Guillermo Galván (actual viceintendente de La Rioja), que reconoce maniobras irregulares durante el Gobierno de Macri.

“He aportado fotografías, documentos y audios; y no lo investigan”, lamentó el mexicano.

× Whatsapp