Villa de la Quebrada y Renca esperan récord de visitantes para las fiestas patronales

Las localidades de Villa de la Quebrada y Renca se preparan para recibir un récord de visitantes en las fiestas patronales del próximo 3 de mayo. Ambas reforzarán en los próximos días los servicios para aguardar la llegada de las miles de personas que arribarán este año.

Las festividades del Cristo de Renca y el Cristo de la Quebrada estarán enmarcadas en una particular semana para la provincia de San Luis, en la que predominarán las jornadas no laborales.

Luego del fin de semana del 28 y 29 de abril (el último del mes) habrá un feriado puente (nacional) el 30 y el feriado por el día del trabajador del 1 de mayo. En San Luis, además, el 3 de mayo también es día no laboral y, para el sector público, suele decretarse asueto para el 2. Por lo tanto, el único día hábil con actividad normal esa semana será el viernes 4.

La intendenta de Villa de la Quebrada, Stella Maris Lobos, afirmó que esperan que los visitantes comiencen a llegar desde el viernes 27 de abril, sobre todo los provenientes de Mendoza y San Juan.

La jefa municipal estimó que, si el clima acompaña, la afluencia de peregrinos será mayor que la del año pasado, cuando ingresaron a Villa de la Quebrada 210 mil personas, de las cuales 150 mil estuvieron el 1º de mayo, un récord en la historia de la fiesta del Cristo.

Adelantó también que ya están alquilados el 50% de los 127 puestos de venta sobre la avenida 9 de Julio, única arteria en la que Municipalidad comparte la explotación comercial con los frentistas.

Lobos anunció que reforzarán los servicios con 180 personas para barrido y limpieza, 60 para recolección, y el alquiler de camiones y camionetas. “Todos los años reforzamos el personal. El año pasado tuvimos dos turnos, en la mañana y la tarde-noche, para barrido y limpieza de los espacios públicos y este año repetiremos el esquema, pero con más gente”, concluyó.

En el caso de Renca, también las autoridades locales esperan un crecimiento en la cantidad de visitantes este año. Romina Peralta, intendenta de esa localidad, señaló que “esperamos más gente que en años anteriores”, y consideró que la mayor afluencia se registrará con el comienzo de la novena.

También allí se reforzarán los operativos de limpieza y recolección en los días previos. Peralta dijo que el municipio contará con diez personas que trabajarán desde las 8:00 hasta las 21:00 a partir del 24 de abril, cuando comienza la novena. “Tenemos que reforzar la limpieza durante los días de la fiesta”, indicó la intendenta.

La Municipalidad tiene alquilados ya casi 60 de los 116 puestos de venta.

 

 

Operativos de Seguridad

Un total de 500 efectivos de la Policía Puntana estarán afectados a los operativos por las festividades religiosas.

En Villa de la Quebrada, el procedimiento comenzará el 28 de abril con 400 numerarios de la Unidad Regional I, de la Jefatura de la Policía Provincial, de Tránsito, del Departamento de Lucha contra el Narcotráfico, Bomberos Voluntarios y Policía Montada.

En tanto que en Renca comenzará el 30, con el trabajo de 100 policías de la Unidad Regional III, Policía Caminera, Tránsito y personal de grupos especiales.