San Luis 24 Noticias

Villa Mercedes: juzgan a un hombre por abusar de su sobrina

Este lunes se dieron los alegatos en el juicio a un hombre acusado de abusar sexualmente de su sobrina entre 2011 y 2014. Las audiencias habían comenzado en marzo, a cargo de la Cámara Penal Nº2.

Según la denuncia, radicada en la Comisaría 10º de Villa Mercedes en 2018, el primer ataque lo perpetró el acusado aprovechando una salida de compras de los abuelos paternos de la nena, a quien llevó a su habitación para cometer los abusos. Esta estrategia continuó en reiteradas oportunidades. Al momento de los ultrajes la víctima tenía entre 8 y 11 años de edad.

Las conductas desplegadas por el hombre juzgado habrían incluido otros hechos, como obligar a la niña a ver material de abuso sexual de niñas, niños y adolescentes, incluyendo películas con contenido de pedofilia y zoofilia.

Según los testimonios incorporados a la causa, la madre de la menor se preocupó cuando vio una serie de estados que la niña publicaba en su Whatsapp y que indicaban “un profundo sentimiento de angustia”. La pequeña confesó la situación cuando la mujer, alarmada por un cambio de conducta de su hija, la interrogó en una charla íntima.

En los alegatos, tanto la Defensora de Menores N° 2, Yesica Agüero, como la abogada de la víctima, Diana María Bernal, hicieron referencia a los informes médicos y psicológicos de la niña. Además, coincidieron en que la Cámara Gesell es fue prueba “fundamentalmente importante”, ya que el relato de la niña fue “lógico, coherente, no fue inducido ni manipulado, dicho relato aportó datos relevantes”.

Las defensoras también hicieron hincapié en los daños y consecuencias en tanto secuelas psíquicas y físicas de la víctima y a las alteraciones en el desarrollo, los cuales consideraron como agravantes. Para Bernal, “no sólo sufrió un ataque a su sexualidad sino también un ataque a la libertad de elegir sobre su sexualidad y a sus propias decisiones”.

El Fiscal de Cámara, Ernesto Lutens, aseguró que hubo “plena validez probatoria y que no hay elementos que hagan descartar los abusos y que se trató de un delito continuado de abuso sexual y corrupción de menores”. Como atenuantes tuvo en cuenta las faltas de antecedentes y, como agravantes, la prolongación y el daño de la víctima y utilización de material de abuso sexual de niños, niñas y adolescentes. El representante de la acción pública solicitó al Tribual la pena de 17 años de prisión.

Por su parte defensor del acusado, Miguel Agundez, manifestó que su defendido tiene retraso madurativo y que “no tiene lucidez para determinar ciertas cosas”. Agregó que la niña en su declaración es “inducida por la madre” y que “el hecho no está probado”.

Se espera que el Tribunal, conformado por Daniela Estrada, Anibal Atilio Astudillo y Sebastián Cadelago Filippi, dé a conocer el veredicto el próximo jueves.