Volvió el odio: vandalizaron el frente de Casa Azul y de la delegación de Inadi

Este jueves aparecieron pintadas con mensajes de odio en los frentes del centro cultural Casa Azul y de la delegación local de INADI. Además de grafitis, en ambos edificios colgaron banderas del orgullo trans – con los característicos colores celeste, blanco y rosa – quemadas y firmadas por la autodenominada “brigada mata progres”.

Es la tercera vez en el año que Casa Azul, ubicada sobre calle Chacabuco, recibe ataques en su fachada. “Esta vez no hicieron ruido, no rompieron vidrios y no quemaron pancartas en la puerta” expresaron desde sus redes sociales en referencia a los episodios anteriores, que siempre originaron intervenciones artísticas para cubrir las pintadas y reparar los daños.

La organización de activistas Puntaneidades Disidentes afirmó que se trata de “un claro despliegue de intolerancia y violencia hacia nuestras identidades y los espacios que nos aglutinan y representan”.

“Estos ataques no deberían seguir ocurriendo y las autoridades provinciales y municipales deben comenzar una investigación que dé con los responsables y que éstos paguen con el peso de la ley. No tienen lugar en una sociedad democrática” agregaron.

En el caso de INADI, es la primera vez que reciben mensajes de este calibre. La delegación emitió un comunicado en conjunto con la Mesa de Articulación LGBTTTIQ+ que nuclea a más organizaciones por la diversidad de la provincia como ATTTA, Mujeres Trans Autoconvocadas y AMMAR en el que manifestaron su repudio a “los actos de violencia motivados por el odio hacia nuestra comunidad”.

“Estos hechos constituyen una incitación a la violencia contra una población históricamente vulnerada, y no es casual que hayan ocurrido en un contexto tan particular como lo es el mes del orgullo LGBTTTIQ+ y, especialmente, el día que se debate en el Congreso de la Nación una ampliación de derechos para la población travesti-trans” remarcaron en referencia al debate en la Cámara de Diputados del proyecto sobre cupo laboral que obtuvo media sanción.

El organismo nacional destacó que la Secretaría de la Mujer, Diversidad e Igualdad se puso en contacto con Casa Azul y que, en conjunto, pusieron a disposición las herramientas legales “para que estas situaciones no vuelvan a repetirse”.

× ¿Te ayudamos?