Zabala Chacur: “San Luis no cobra impuestos ni por el gas, ni por la luz, ni por el agua”

La ministra de Hacienda Pública de San Luis, Natalia Zabala Chacur, criticó el pedido del presidente Mauricio Macri a las provincias y municipios para que reduzcan los impuestos en las boletas de los servicios públicos.

La funcionaria puntana consideró que la solicitud es “un apriete directo del presidente a las provincias”, y remarcó que gran parte del déficit que padece el Gobierno nacional se debe a los subsidios que otorga a la Provincia de Buenos Aires.

“Hay un enorme incremento en las tarifas de servicios como la electricidad, el gas y el agua, situación que conlleva una alta sensibilidad social. Los tarifazos que aplica el Gobierno nacional son para cubrir un déficit fiscal de su gasto público y lamentablemente lo pagan con mayor costo quienes menos ingresos tienen”, apuntó Zabala Chacur.

También acusó al Presidente de no asumir la responsabilidad de la decisión de incrementar las tarifas de los servicios públicos y de pretender que el costo político lo paguen las Provincias. “Macri se equivoca nuevamente y lo hemos visto retroceder muchas veces cuando toma decisiones erróneas. Pero en esta ocasión no quiere retroceder nuevamente, porque sabe que si lo hace pierde credibilidad. No quiere asumir el costo político de un tarifazo sobre la gente que menos tiene. Entonces busca deslindar responsabilidades y en ese sentido busca responsabilizar a las provincias como primera medida y, en segundo orden, a los consumidores”, cuestionó.

“El Gobierno de San Luis no tiene por qué hacerse cargo de responsabilidades ajenas ni de decisiones que no toma”, explicó Zabala Chacur, y resaltó: “El Gobierno de San Luis no cobra ningún impuesto específico ni por el gas, ni por la energía, ni por el agua. Sí hay un impuesto que cobra y es sobre los Ingresos Brutos que, a nivel nacional, cobramos la alícuota más baja. Y la cobramos a personas humanas o entidades jurídicas que ejercen alguna actividad lucrativa”.

“Macri nunca le preguntó al gobernador de San Luis (Alberto Rodríguez Saá) si estaba de acuerdo con este tarifazo. Entonces no nos parece oportuno que nos hagamos cargo de una decisión que tomó el Estado nacional. ¿Por qué tiene que hacerse responsable San Luis?”, se preguntó.

Y sentenció: “Esto es un apriete directo del presidente, que utilizó a su mejor alumna, la gobernadora Vidal, que a los dos minutos derogó dos impuestos ley que tenían destino específico a gas y electricidad. Parte del déficit que tiene el Gobierno nacional es por subvencionar a la Provincia de Buenos Aires. ¿Por qué ahora tiene que salir todo el país a salvar las decisiones del presidente? Nosotros, San Luis, no podemos salir a hacernos cargo de una responsabilidad que nunca asumimos”.